Sigue a

Una de las firmas más prestigiosas en cuanto a objetivos se refiere es la alemana Carl Zeiss. Calidad en sus cristales, pero también en su construcción. Y para llegar a conseguir esta reconocida calidad, el laboratorio de Carl Zeiss en Oberkochen (Alemania) somete a los objetivos que produce a numerosas pruebas de calidad.

En esta ocasión, encontramos un vídeo de producción propia de Zeiss (con todo lo que conlleva) donde comprobamos cómo someten, de forma sistemática, unas duras pruebas de esfuerzo a sus objetivos tanto para fotografía como para cine.

Son tensiones extremas para comprobar su resistencia, pero también los exponen a cambios bruscos de temperatura, donde se alternan en calor severo y frío en poco tiempo. Luego se examinan los posibles daños, pérdidas, averías mecánicas y así, los investigadores pueden determinar la solidez de los objetivos. Al menos resulta curioso y, quizás justifique en parte, tanto su prestigio como su precio.

Vía | Fotoactualidad y Blog de Zeiss

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios