Ringo Starr, el batería de The Beatles, y su amor por la fotografía
Fotógrafos

Ringo Starr, el batería de The Beatles, y su amor por la fotografía

HOY SE HABLA DE

Soy de la generación que no vivió la época de The Beatles, pero que recuerda de forma muy difusa el día del asesinato de John Lennon. Su música sonaba siempre en mi casa. El otro día pude ver otra vez 'Qué noche la de aquel día' (1964), la primera película que protagonizaron. Y me encontré de bruces con la afición a la fotografía de Ringo Starr, el genial batería de la banda.

The Beatles fue un grupo que cambió la historia de la música. Solo estuvieron activos durante la década de los sesenta, pero la música sería totalmente distinta sin ellos. Sus temas son míticos ('Hey Jude', 'Get Back', 'And I Love Her'...), muchos de sus discos son obras maestras, como 'Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band', por poner solo un ejemplo.

Ahora pueden parecer inocentes, pero fueron revolucionarios y el paso del tiempo ha demostrado su valía. Todo el mundo conoce el nombre de sus integrantes (sería interesante hacer una encuesta entre los más jóvenes): John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr... Y nos vamos a quedar con el batería.

'¡Qué noche la de aquel día!', retrato de una época

'Qué noche la de aquel día' la podemos ver ahora en Amazon Prime Video, así que es una buena oportunidad para recordarla o descubrirla. Es una película con un guion, sin embargo sabes que están siendo ellos mismos en todas y cada una de las escenas.

Qué noche la de aquel día
El cartel de la película

Es un homenaje de Richard Lester, el director de 'Superman' o 'Robin y Marian', a las locas películas de los hermanos Marx. Parece que nada tiene sentido en el guion.

Simplemente son dos días en la vida de The Beatles antes de dar un concierto en Londres para la televisión. Y por supuesto todo es estresante y alocado, con la figura única del abuelo 'pulcro' de Paul McCartney durante toda la trama.

Precisamente el abuelo es el que provoca una pequeña crisis de identidad a Ringo Starr, por el supuesto eclipse al que le someten sus compañeros (anécdota del guion que le acompañará desde entonces de por vida, como le sucedió también a George Harrison).

Ringo Starr
Fotograma de 'Qué noche la de aquel día'

Y para reflexionar, Ringo decide salir del hotel acompañado de una cámara Pentax. Seguro que ninguna empresa soñaba con una publicidad semejante en aquellos años.

Otra historia es que las fotografías que vemos al final son de Robert Freeman, el mítico fotógrafo de The Beatles, que jugaba tan bien con los contrastes extremos y sus caras y que podemos ver al final de la película.

Ringo Starr y la fotografía

Esta escena es el momento más celebrado de la película. Poco a poco se va complicando hasta convertirse en un gag visual tras otro. Una de las leyendas que circulan es que Ringo había bebido tanto la noche anterior que era incapaz de aprender un diálogo y se arreglaron para hacer una escena muda.

Podría decirse que es un corto dentro de la propia película. Desde la melancolía hasta la sonrisa cuando se convierte en el antecedente de Mr Bean dentro de un pub con las cervezas, los dardos y demás elementos típicos de estos bares.

He buscado por la red la secuencia completa, pero ha sido imposible. Así que pondré un pequeño fragmento para animaros a buscar la película y pasar un buen rato si eres de los que, de vez en cuando, tienes que escuchar alguna de sus canciones.

Pero esto no es algo inventado para la película, pues resulta que Ringo Starr es un gran aficionado a la fotografía. Él era el que hacía las fotografías del grupo cuando se iban de gira y el único que podía conseguir las imágenes más auténticas del grupo.

De hecho publicó un libro llamado 'Photograph' en 2015. Era una edición limitada de 2500 ejemplares que se agotaron en dos semanas. Ahora lo podemos encontrar en formato digital y todos los beneficios van a la fundación que creó junto con su mujer para financiar proyectos caritativos de todo tipo. Como ya hemos dicho, nadie podía estar más cerca de ellos con una cámara:

Starr dijo que descubrió miles de negativos antiguos en cajas que no había mirado en casi 30 años. "Tenía muchas cosas almacenadas y tuvimos que mover todo y comencé a encontrar libros de negativos, muchos de ellos no sabía que todavía los tenía".

Pero la relación con la fotografía no termina aquí. Cuando The Beatles se separaron, cada uno siguió con su carrera en solitario. Y en el primer álbum que sacó el gran éxito fue la canción 'Photograph', compuesta junto a su leal amigo George Harrison en un yate en 1973.

Cuenta la historia de un amor perdido del que solo queda una triste imagen:

Cada vez que veo tu cara Me recuerda a los lugares a los que solíamos ir Pero todo lo que tengo es una fotografía Y me doy cuenta de que ya no volverás

Así que no queda más remedio que amar todavía más a uno de los personajes más icónicos del siglo XX porque además de llevar el ritmo en todos los discos de The Beatles tenía tiempo para sacar su cámara y perderse con ella como a tantos de nosotros nos gusta hacer.

Temas
Inicio