Sony DSC-RX100

Publicidad
Publicidad

Noticias de Sony DSC-RX100 en Xataka Foto

Una gran calidad de imagen y satisfacción con la Sony DSC-RX100 pero con un gran lunar, la ergonomía. Un punto en contra que, si bien, no ha de primar por encima de los grandes resultados que ofrece esta RX100 de Sony, deberá ser un detalle a cuidar en versiones futuras de una cámara que se pretende coronar como la reina de las "bolsilleras". Sony RX100, detalles que pulir Ergonomía, no tiene punto de agarre ni de sujección alguno. La falta de un grip es un detalle en donde ha primado la estética por encima de la funcionalidad, desgraciadamente. Es difícil de sujetar en ocasiones por lo que se hace imprescindible llevar la correa puesta siempre, aunque esa falta de agarre a veces se tradujo en fotos trepidadas. El material metalizado que estéticamente es precioso no facilita tampoco la labor de agarre. Otro aspecto que puede mejorarse es la sensibilidad del botón de disparo. Al estar a ras del resto del cuerpo hace que perdamos cierta sensibilidad a la hora de disparar (no es raro mover el dedo, prueba que he hecho con cuatro personas diferentes ya que me resultaba extraño). Panorámicas. Un aspecto que sigue sin convencerme en este tipo de cámaras. La opción de barrido sigue siendo fija. Colocas la cámara en horizontal y manteniendo el obturador apretado y a una velocidad constante se realizan las tomas. Problemas: para cogerle el truco cuesta al principio y fallarás bastantes y, por otro lado, la no posibilidad de colocar la cámara en vertical y realizar el barrido limita mucho los resultados pues los objetos resultan achatados. No parece que se vaya a solucionar en el futuro próximo y, además, los fallos en la unión de fotografías son muy evidentes. Interfaz de usuario de los menús. Como siempre que hablamos de Sony la usabilidad de los menús es, cuando menos, peculiar. Y en este modelo sigue siendo así. Muchas opciones y pestañas hacen que los menús resulten muy apelotonados para el usuario que llega a Sony, sobre todo. Sin embargo se compensa con la posibilidad de configurar determinados valores en el anillo frontal. FOTO 2 La falta de una tapa (al estilo de las Panasonic) que proteja frente a un posible golpe frontal en la lente retráctil para mí es claramente un error pero supongo que este punto es subjetivo. En este aspecto tampoco se incluye la posibilidad de enroscar ningún tipo de filtro, como por ejemplo uno de densidad neutra pues su velocidad máxima de obturación llega solo hasta 1/2000" algo que en condiciones de alta luz ha resultado serr insuficiente en alguna ocasión como vemos en alguna de las tomas debajo. FOTO 3 y 3B tomas de sobreexposición a 1/2000 Sony RX100 Velocidad de enfoque. Cierto, tal y como rezan las especificaciones esta máquina es una máquina bien engrasada y funciona con una precisión y rapidez asombrosas. Es difícil perder una toma. Sin embargo, tarda algo más de los 3 segundos mencionados en encenderse, pero no es para tanto. FOTO 4 Calidad de imagen. Pues sí, calidad de imagen en grandes cantidades en este modelo gracias a su sensor CMOS Exmor tipo 1.0 con 20,2 megapíxeles efectivos que cumple perfectamente logrando imágenes nítidas y con gran detalle, además de vídeo Full HD con alta sensibilidad. Longitud Focal 28 29 32 34 43 53 66 81 94 100 Máxima apertura 1.8 2 2.2 2.8 3.2 3.5 4 4.5 4.9 4.9 El vídeo VIDEO La pantalla se ve muy bien. El anillo de control frontal. Tiene cosas muy positivas como la posibilidad de asignar las siguientes funciones al anillo de control: estilo standard, compensación de exposición, ISO, balance de blancos, estilo creativo, efecto creativo, zoom, velocidad de obturación y apertura. Lo cual una vez que lo configuras a tu gusto resulta extremadamente cómodo. Si a este control lo únimos con el anillo/rueda de la parte posterior que se sitúa junto a la pantalla LCD. El control avanzado de la cámara gana muchísimos enteros y se puede realizar de una forma rápida y eficaz en pocos segundos. Cuesta adaptarse al principio pero resulta muy práctico.

Publicidad
Inicio