Miguel Trillo

Publicidad
Publicidad

Noticias de Miguel Trillo en Xataka Foto

Tabacalera, gracias a Promoción del Arte, sigue apostando por el arte fotográfico esta vez con dos exposiciones que ya pueden visitarse en las salas del espectacular espacio a dos pasos de la glorieta de Embajadores. Los retratos del japonés Hiroh Kikai compartirán edificio con los del español Miguel Trillo. En esta ocasión vamos a poner la mirada en la extensa exposición de Miguel Trillo, en una muestra que pretende ser itinerante como ya lo están siendo otras también proyectadas bajo Promoción del Arte del Ministerio de Cultura. Con ello, las grandes salas de Tabacalera se convierten en un escenario una vez más muy propicio, gracias a la temática underground basada en un catálogo de jóvenes pertenecientes a tribus urbanas que el fotógrafo gaditano con residencia en Barcelona nos ofrece. Las afueras y Afluencias de Miguel Trillo "Afluencias. Costa Este-Costa Oeste", es el resultado de dos caminos, básicamente delimitados porque uno se presenta en blanco y negro y otro en color, que terminan confluyendo en tres salas bajo el título de "Afluencias", donde ambos materiales se entremezclan con el objetivo de que veamos cómo las mismas actitudes se repiten. En un primera parte podemos ver las fotografías tomadas en los años del heavy, postpunk y el hip hop que este fotógrafo supo documentar a través de los sujetos (no famosos) que posaban para su cámara, en los conciertos o salida de discotecas, en una época donde el hecho de fotografiar dista de todo aquello que lo rodea ahora. Bajo el título "Las afueras", nos muestra algunas imágenes no expuestas hasta la fecha. Miguel Trillo comentando las diapositivas en color que tomaba en los 80 simultáneamente junto con blanco y negro. De este modo, esos retratos de bandas callejeras, primeros tatuados y tribus urbanas se nos presentan como un documento único y excepcional de varias décadas en España, más concretamente en Madrid. No le interesa a Miguel Trillo representar a esas personas con el paso de los años, por ello quedan inmortalizados y congelados como si el tiempo no hubiese pasado. De ahí que podamos ver la evolución de las distintas tendencias juveniles y transgresoras siempre a través de caras nuevas. Costa Este-Costa Oeste Ese mismo propósito que ha mantenido durante toda su carrera, es visible también por primera vez en el otro gran eje que compone esta exposición. A través de jóvenes fotografiados en ciudades como Nueva York, Los Ángeles, Casablanca y Ho Chi Minh, esos estereotipos tan marcados de los últimos años en cuanto a modas más alejadas de lo que esta sociedad entiende por normalidad, vienen a repetirse aún siendo personas muy distantes geográficamente. Los llamados "Foto-Detalles". Llama la atención la transgresión de los jóvenes marroquíes retratados, no obstante realizados en una ciudad como Casablanca mucho más abierta, tened en cuenta que en Marrakech sería impensable, y que, como en todos sus retratos, nos miran directamente a los ojos. Porque si algo tienen en común los retratos de Miguel Trillo es que siempre miran a cámara. Otro punto en común vendría dado porque los sitúa en lugares que no son reconocibles por el público, consiguiendo con ello una globalización y universalidad que si acaso nos daría pistas por los rasgos, pero no en todos los casos. Dejando a un lado estos personajes que miran a los ojos del espectador, hay un apartado que resulta muy interesante, donde se ven únicamente detalles. Unas fotografías de gran calidad y buen hacer por parte de Miguel Trillo, con unos encuadres muy sugerentes y un color gracias a la labor excepcional del laboratorio, que hacen de estas imágenes un pequeño paréntesis entre tanto retrato. Detalles de motos, coches, tatuajes, sombras, que sin salirse de las tribus urbanas, nos atrapan igualmente. En resumen Una exposición, no sólo para conocer las similitudes desde una postura de retrato documental por parte de Miguel Trillo a los jóvenes del underground, sino también para observar las distintas impresiones de las fotografías en una suerte de historia de los acabados, donde vemos desde diapositivas en una caja de luz al proceso Lambda o la inyección de tinta. Hasta el 19 de noviembre en Tabacalera de Madrid. Más información Tabacalera Promoción del Arte [[gallery: trillo-tabacalera]]

Publicidad
Inicio