Las nuevas reglas del juego: Cath Simard vende (300.000$) una fotografía por NFT y luego la comparte libremente por internet
Actualidad

Las nuevas reglas del juego: Cath Simard vende (300.000$) una fotografía por NFT y luego la comparte libremente por internet

El mundo ha cambiado definitivamente gracias a internet. Una fotógrafa, Cath Simard, ha logrado descifrar el mercado NFT y ha vendido una de sus fotografías más famosas, y compartidas en la red, por 300.000$. Harta de ver que no se respetaban los derechos de autor ha conseguido una de sus mejores ventas.

Seguro que muchos de vosotros estáis ahora mismo como el que escribe estas líneas cuando tratáis de descubrir cómo funciona el mundo de los NFT. Los compañeros de Xataka lo ha explicado a la perfección. Pero en el fondo no llegamos a entenderlo:

Los NFTs (Non-Fungible Tokens) son activos digitales que básicamente son una extensión de esa misma idea. Antes conferíamos valor a bienes tangibles que podíamos tocar y ver (oro, sellos, obras de arte), y ahora lo hacemos cada vez más a bienes intangibles que sobre todo vemos, pero probablemente no podemos tocar.

#freehawaiiphoto
#freehawaiiphoto

Cath Simard ha vendido una copia digital única, indivisible, indestructible, verificable y de propiedad absoluta de una de sus fotografías de Hawái. Y por 300.000$. Lo más increíble es que inmediatamente después de la venta la podemos encontrar libre y la podemos descargar, en cualquier tamaño, para cualquier propósito comercial sin atribución (aunque la autora agradece que se ponga su nombre).

La historia de una fotografía para la historia

Es una fotógrafa de paisajes. Desde su Canadá natal ha recorrido el mundo entero en busca de las imágenes más espectaculares de la tierra. Destacan sus nocturnas y que muchas veces es ella misma la modelo que aparece.

Un día tomó una fotografía en Hawái. Una carretera que lleva a las montañas con el cielo nublado. Esa imagen se hizo viral y empezó a compartirse sin respetar los derechos de autor. Solo hacía falta poner 'carretera de Hawái' en el buscador y aparecía de las primeras.

Harta de perder dinero con cada descarga no autorizada decidió estudiar el mercado y ponerse manos a la obra. Y dio forma al proyecto #FreeHawaiiPhoto:

Este proyecto se originó a partir de la idea de que la viralidad y el gran uso de una imagen en el mundo físico y online aumenta la importancia de la procedencia y, por tanto, el valor de la NFT. #FreeHawaiiPhoto es también una declaración para recuperar el control sobre el uso de nuestras imágenes y una compensación justa.

Puso la fotografía dentro del mercado NFT y contactó con un destacado coleccionista que ha querido apostar por el experimento. En la subasta se anunciaba como 'El primer NFT en tener sus derechos de uso liberados al mundo después de su compra'.

Desde el 20 de septiembre de 2021 la fotografía se puede descargar de forma gratuita tal y como se dice en la página oficial de la imagen:

  • Todas las versiones de #freehawaiiphoto pueden ser descargadas y utilizadas de forma gratuita por cualquier persona en todo el mundo.
  • Todas las versiones de #freehawaiiphoto se pueden utilizar tanto para comerciales y no comerciales propósitos
  • No se necesita permiso para usar #freehawaiiphoto (aunque se agradece la atribución y nos permitirá promover su uso en este sitio web y en las redes sociales)

La idea es sencilla. Si una imagen es viral, alguien puede estar muy interesado en tener una versión digital única de esa fotografía. Y cuanto más viral sea, mayor será su precio. Es así de sencillo y por qué no decirlo, de extraño, sobre todo para los que todavía valoramos las cosas físicas, aquello que se puede tocar.

Hay que reconocer que ha sido una jugada maestra y que abre el camino a una nueva forma de entender el mercado y los derechos de autor. Estaremos atentos para ver el camino que sigue esta forma de vender la fotografía.

Temas
Inicio