Compartir
Publicidad
Canon EF 11-24mm f/4 L USM, toma de contacto
Análisis y pruebas

Canon EF 11-24mm f/4 L USM, toma de contacto

Publicidad
Publicidad

Hace escasas semanas Canon presentaba un sorprendente objetivo zoom junto con sus dos nuevas DSLR de alta resolución: el Canon EF 11-24mm f/4 L USM. Un objetivo que llegaba con el calificativo de ser el zoom rectilíneo más angular del mercado y que seguro ha despertado mucho interés entre fotógrafos de paisajes y arquitectura. Aunque, también hay que reconocer, que su precio no lo pone a alcance de muchos (3.499 euros precio oficial).

En cualquier caso, se trata de un objetivo muy llamativo, espectacular incluso y que hemos puesto a prueba unos días para tener una toma de contacto y comprobar, junto con una Canon EOS 1Dx su rendimiento precisamente en los escenarios donde debe moverse habitualmente: paisaje y arquitectura interior.

Características del Canon EF 11-24mm f/4 L USM

Canon11 24 02
Canon EF 11-24mm f/4 L USM Características
Construcción del objetivo (elementos/grupos) 16/11
Número de hojas del diafragma 9
Abertura mínima 22
Distancia mínima de enfoque (metros) 0,28 m (a 24 mm)
Motor para el AF USM de anillo
Resistencia al polvo y la humedad Si
Diámetro del filtro (mm) Portafiltros
Diámetro máximo x longitud (mm) 108 x 132
Peso (gramos) 1.180 g
Ángulo de visión (horizontal, vertical, diagonal) 117º 10'- 74º; 95º 10' - 53º; 126º 05' - 84º
Canon11 24 03

La llegada de este objetivo ha sido una tarea dura por parte de los ingenieros de la marca que se han visto obligados a desarrollar una arquitectura óptica novedosa para ofrecer una calidad de imagen elevada que es lo que se espera de este 11-24 mm. Y la primera impresión es que resulta un objetivo espectacular. Con una focal mínima de 11 mm y una apertura máxima de f/4, que si bien no está muy alejado, en cuanto a rango focal, de otros objetivos del mercado, sí que consigue un ángulo de visión valioso (ojo, casi 120º) y sin las distorsiones de objetivos de inferior calidad.

Aunque se puede utilizar con una cámara APS-C, es con las nuevas EOS 5Ds y 5Ds R con las que debe ofrecer todo su potencial

Para probar este zoom gran angular hemos tenido un cuerpo de una Canon EOS 1Dx (y también se puede llegar a utilizar con un cuerpo con sensor APS-C), aunque es presumible y lógico que pueda rendir mucho más junto a las nuevos EOS 5Ds y 5Ds R, con mayor resolución y muy exigentes en cuanto a la óptica que les acompañe. En todo caso, hemos comprobado que se trata de un objetivo realmente atractivo, adictivo y cuyas impresiones vamos a desgranar en nuestro análisis.

Construcción y diseño

Canon11 24 04

A primera vista, hay que reconocer que este Canon EF 11-24mm f/4 es impresionante. Desde su imponente lente asférica frontal, hasta su tamaño, bastante considerable y por su peso contundente (casi el doble que el EF 16-35 mm f/2.8). Desde luego, de su tamaño es complicado hacerse una idea hasta que no se tiene en las manos, donde se aprecia su volumen y el gran acabado. No olvidemos que está sellado contra polvo y humedad.

La estructura óptica está compuesta por 16 elementos en 11 grupos y encontramos el parasol (en forma de pétalo) integrado (y no extraíble) que le otorga aún más contundencia y espectacularidad al acabado. Para su transporte se sumistra con una funda acolchada y, por supuesto, con una tapa de capucha de dimensiones notables. Con semejante acabado en su lente frontal (y por el amplio ángulo) se hace obligada la inclusión de un ajuste en su parte posterior para la inserción de filtros.

Un apunte obvio: con un objetivo de estas dimensiones y por el tamaño y curvatura de la lente frontal, se hace muy necesario una limpieza minuciosa y frecuente. Ya que el enorme cristal es todo un imán para motas de polvo, especialmente, cuando se utiliza en exteriores.

Enfoque y manejo

Canon11 24 06

Este objetivo posee el habitual motor ultrasónico de Canon, lo que permite un autoenfoque veloz y silencioso, como se espera e un objetivo de tan altas prestaciones. Resulta eficaz y rápido, aunque hemos logrado excelentes sensaciones utilizando el enfoque en modo manual, dado el gran tamaño del anillo de enfoque que permite una gran precisión. Teniendo en cuenta que la distancia mínima de enfoque es de tan solo 28 cm, el uso es muy adictivo, a pesar de la distorsión que ofrece si situamos objetos tan próximos (y más aún cuando se sitúa en los bordes del encuadre) a su destacada focal de 11 mm.

No es un objetivo para acción, pero en caso de utilizarse con sujetos en movimiento, ese enfoque automático funciona con efectividad, así que no podemos ponerle ningún pero en este apartado.

Canon EF 11-24mm f/4 L USM: calidad de imagen

Canon Ef11 24mm F4l Usm Paisaje4
Con Canon EOS-1D X y EF11-24mm f/4L USM @ 11mm; 1/320 s; f/11; ISO 100

Hay que reconocer que un angular así ofrece múltiples opciones creativas y resulta un objetivo muy adictivo. Trabajando a 11 mm el mundo se aprecia diferente, siendo capaz de incluir casi cualquier elemento que tengamos en nuestro campo de visión y sin por ello, ofrecer una distorsión elevada. Muy al contrario, si por algo destaca es precisamente porque mantiene a raya esa distorsión que tiene que luchar todo gran angular.

La construcción y acabado de las lentes consiguen resultados sorprendentes

La construcción y acabado de las lentes consiguen resultados sorprendentes. Para ello, no hay más que comprobarlo en una habitación de tamaño reducido donde las líneas se mantienen rectas y apenas existe distorsión en las esquinas (la hay, pero es muy aceptable si lo comparamos con otros objetivos). Eso sí, es exigente con las tomas más difíciles, y requiere que la nivelación del mismo sea muy precisa, pero es algo que se solventa con un poco de atención para ofrecer un resultado espectacular.

Canon Ef11 24mm F4l Usm 11vs24

Este el aspecto principal de este objetivo y su resultado no deja dudas sobre su valor. Incluso es capaz de evitar cualquier atisbo de luces parásitas y reflejos, muy controlados y que hacen olvidarse de este aspecto a la hora de iluminar un interior o de trabajar frente a sol y luces rebotadas en exteriores muy luminosos.

En cuanto al desenfoque que ofrece, es muy agradable y gradual. E incluso, sorprende el bokeh que se obtiene a f/4 (máxima apertura). Muchos (los más exigentes y este objetivo lo requiere) podrían esperar, precisamente, una mayor apertura máxima, teniendo en cuenta que “solo” es de f/4, pero lo cierto es que no se trata de un objetivo macro y ese f/4 nos ha resultado muy aceptable para gran parte del trabajo de campo realizado con él (aunque se aprecie claramente el viñeteo, que resulta aceptable y fácilmente subsanable). Y en cuanto a la nitidez, tampoco podemos poner peros, con un resultado brillante y a la altura de lo esperado en la gama más alta de objetivos de Canon.

Canon Ef11 24mm F4l Usm Interior1
Con Canon EOS-1D X y EF11-24mm f/4L USM @ 18mm; 2 s; f/10; ISO 100

Y las aberraciones cromáticas se mantienen también muy controladas, incluso pasan desapercibidas en las situaciones más extremas (de hecho hemos tenido que realizar muchas pruebas para encontrar algún rastro evidente). Con lo que no cabe duda de que el trabajo óptico es extraordinario, pudiendo evitar los reflejos más extremos y mantener contenida la aberración cromática, sin olvidar, la controlada distorsión que ofrece este gran objetivo.

Canon EF 11-24mm f/4 L USM: conclusiones

Canon Ef11 24mm F4l Usm Interior2
Con Canon EOS-1D X y EF11-24mm f/4L USM @ 19mm; 2,5 s; f/10; ISO 100

Hay que reconocer que este objetivo sorprende por sus credenciales (y al que se le coge cariño al instante) ha conseguido que sea complicado encontrarle algún mínimo punto negativo o mejorable. Más allá de que se trata de un objetivo de alta gama y un precio elevado que no será asequible a muchos aficionados a la fotografía de interiores, arquitectura o paisajes. Pero lo cierto es que resulta un objetivo espectacular en todos los sentidos. Por tamaño y dimensiones, por esos extraordinarios 11 mm con distorsión tan contenida y por unos resultados globales muy muy elevados.

Se trata de un objetivo espectacular en todos los sentidos

El enfoque, la nitidez, el control de la aberración,… lo convierten en un objetivo que obliga al aplauso a los ingenieros de Canon por su gran trabajo. Y si tenemos que ponernos muy exigentes, solo podríamos dos detalles a mejorar: reducir el viñeteo a máxima apertura (y a 11mm) y que, precisamente, algún paso más de apertura se hubiera agradecido. Sobre todo porque pagar los más de 3.000 euros hacen que el potencial comprador se cuestione hasta el mínimo detalle.

Canon Ef11 24mm F4l Usm Paisaje2
Con Canon EOS-1D X y EF11-24mm f/4L USM @ 11mm; 1/200 s; f/10; ISO 100

En conclusión, este zoom rectilíneo, el más angular del mercado, tiene que competir con otras opciones más económicas, con algo más de distancia focal pero también con mayores aperturas, lo cual debería hacer difícil su competencia. Pero es que este objetivo ofrece un rendimiento soberbio. Y por ello, de momento, se trata de una opción muy exclusiva para profesionales que realmente necesiten esos valores extremos, su distorsión contenida y, sobre todo, aquellos entusiastas solventes que también tengan fichada alguna de las inminentes 5Ds y 5Ds R con las que este objetivo debería rendir aún mejor.

Tanto el objetivo como la cámara han sido cedidos para el análisis por parte de Canon España. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Agradecemos a los Apartamentos Los Venerables por cedernos el espacio para pruebas de interior.

Galería de fotografías a alta resolución | Canon EF 11-24mm f/4 L USM en Flickr

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio