Compartir
Publicidad
Sony A6300, toma de contacto y primeras muestras
Análisis y pruebas

Sony A6300, toma de contacto y primeras muestras

Publicidad
Publicidad

Nota de Xataka Foto

En febrero pudimos asistir a la presentación en Amsterdam de la nueva Sony A6300, ahora, dos años después de la salida de la Sony A6000, hemos tenido una primera toma de contacto con una cámara de bolsillo que entre las mejoras más importantes respecto a su predecesora está la posibilidad de grabar vídeo 4K, el considerable aumento de puntos de enfoque por detección de fase que pasa de de 179 a 425 y la velocidad de enfoque que sitúa a esta cámara a la cabeza en su categoría.

Dsc05294 15 5

Pese al vídeo 4K y un magnífico enfoque continuo, rápido y silencioso, no es una cámara pensada para hacer vídeo de manera directa, la falta de un estabilizador nos obliga al uso de uno externo que supla esa carencia; esto sumado al pequeño objetivo con el que viene el modelo, hace que la tesis de que haya ha sido construida pensando para su uso en aparatos como drones se refuerce.

Sony A6300: diseño y ergonomía

Aunque ya habíamos podido tenerla en las manos brevemente en su presentación, la primera toma de contacto no vaticina el poder que encontraremos a la hora de trabajar con ella. Su tamaño y peso hacen que parezca una cámara para salir del paso, pero la primera vez que haces autofoco con ella te das cuenta que no se trata de un juguete.

Dsc05298 19

La nueva A6300 es muy parecida a la A6000. En cuanto a la distribución de los botones y elemento de control son prácticamente iguales, las diferencias más evidentes estriban en un nuevo botón de disparo, la incorporación en la parte trasera de palanca para seleccionar el AF/MF o el bloqueo AEL. El nuevo modelo no mejora la distribución del botón para la grabación de vídeo y sigue manteniéndolo en un lateral.

La pantalla del panel trasero sigue siendo una LCD de 3,0 pulgadas con resolución de 921.600 puntos, que permite la basculación entre los 90º hacia arriba y 45º si queremos subrir la cámara y utilizar la cámara desde abajo.

Dsc05292 13

Un visor mejorado

Una de las críticas más encajadas por el modelo anterior, fue la incorporación de un visor que no solo no estaba a la altura de la evolución esperada, sino que hubo quien dijo que fue un paso para atrás.

En el nuevo modelo la resolución total ha aumentado en un 63%, con 2.359.296 frente a los 1.440.000 puntos que tenía la cámara anterior. Algo que casi se nos pasa desapercibido pero que nos ha llamado la atención es que se puede ajustar la velocidad de los frames del visor para adapatarlo a los disparos por ráfagas o a situaciones en las que vamos a disparar de manera más lenta. También podemos seleccionar la tasa de refresco optando bien por el estándar de 60 fotogramas por segundo, bien por una el doble de rápida de 120 fps.

Sensor y calidad de imagen

El sensor sigue siendo un CMOS Exmor, con filtro RGB y un tamaño APS-C que ofrece una resolución de 24MP. No nos pararemos a analizar mucho este apartado ya que no es una novedad y ofrece imágenes con el mismo factor de recorte que la A6000 y la misma resolución.

Dsc00083 Sony A6300, 32mm, f/25, 1/125, ISO 800

No hemos podido hacer un análisis exhaustivo de su rango dinámico, pero hemos podido comprobar que estamos en torno a los 10 puntos de diferencia de rango, que es un margen muy aceptable para una cámara de bolsillo, recordemos que la A7S II tiene doce.

Galería a máxima resolución | Sony A6300 en Flickr

Los niveles de ISO no son malos aunque al compararlos con modelos superiores notamos que es bastante superior en este modelo.

Dsc01267 2 Sony A6300, 47mm, f/5,6, 1/125, ISO 12800

Sistema de enfoque, sorprendentemente rápido y efectivo

Encontramos una importante mejora en el sistema de enfoque automático, bautizado como "4D FOCUS", que es donde la Sony A6300 da un golpe sobre la mesa, podemos decir que la única rival que tiene es su predecesora, la A6000, que ya contaba con un autofoco potentísimo que la distanciaba de las demás.

Dsc01510 3

Muchos más puntos de enfoque para elegir que antes y éstos cubren casi la totalidad del campo de visión, un total de 425 puntos de enfoque por detección de fase (PDAF), lo que la convierte en la cámara de su categoría con mayor número de puntos PDAF hasta la fecha, además hay que sumarle que añaden otros 169 puntos de detección de contraste (CDAF), una densidad de puntos AF espectacular de por sí, pero que si la comparamos con su predecesora se entiende mejor de lo que hablamos, ya que la Sony A6000 tenía 179 PDAF y 25 CDAF.

Dsc01336

Muchísimos puntos de autoenfoque para la opción seguimiento, que tendrán analizan mucha más información en este modo. Para seguir a un modelo en movimiento, los puntos se ponen a bailar en torno del sujeto en el que hemos bloqueado el foco para rastrearlo y ofrecer un enfoque rápido y preciso, con una cobertura de, prácticamente, todo el área del cuadro.

Dsc01302 Sony A6300, 39mm, f/5,6, 1/125, ISO 1600

Un vídeo 4K sin estabilizador

Una de las principales ventajas de esta cámara es la de tener un vídeo 4K en una cámara con montura E con la que podríamos investigar muchas posibilidades creativas, pero se ve empañada por la falta de un estabilizador.

Es, con diferencia, uno de los handicap más acuciantes de esta cámara en la que el uso del foco contínuo, también en vídeo, le otorgaba una ventaja sobre las demás cámara de su sector, pero sospechamos que eso haría sombra también a modelos superiores de Sony a los que optan los aficionados del vídeo. Asimismo comprobamos que genera vídeos con una gran homogeneización en el rango dinámico y una buena conservación de la información en las altas luces.

Dsc05288 9 2

La opinión de Xataka Foto

Quedamos a la espera de poder realizar una prueba más a fondo de este modelo, pero la primera toma de contacto arroja datos suficientes como para pensar que estamos ante una cámara que supera en mucho al modelo anterior y que bebe de la experiencia de modelos superiores.

De momento el punto más negativo es, como hemos comentado más arriba, el de la falta de estabilización, no sabemos como funcionará si le incorporamos un objetivo estabilizado de un modelo FF, pero aunque funcione bien, es negativo tener que buscar esas mejoras fuera de una cámara que, pese a ser más barata que modelos como A7SII o A7RII, no deja de tener un precio que supera los 1000 euros.

Por lo demás, la A6300 deja un buen sabor de boca, sorprende que una cámara de este sector funcione tan bien y se agradecen detalles como la mejora en el visor. No me atrevería a decir sin hacer una prueba de campo o una comparativa con otros modelos de su gama que sea la mejor cámara en el mercado de su categoría, pero sí que compite en algunas características con cámaras muy superiores. Quizá esto sea motivo para justificar que el precio de salida oficial sea de prácticamente el doble para el nuevo modelo, que tiene un precio estimado de 1250 euros.

La cámara ha sido cedida para el análisis por parte de Sony. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio