Compartir
Publicidad
Publicidad
Cómo modificar tu cámara para hacer fotografía infrarroja y ultravioleta
Guías

Cómo modificar tu cámara para hacer fotografía infrarroja y ultravioleta

Publicidad
Publicidad

La conversión de cámaras digitales para captar ondas infrarrojas, ultravioletas o de espectro total es una práctica 'underground' a la que muy pocos se atreven a entrar por miedo a estropear su equipo fotográfico. Sin embargo, existen profesionales que se dedican a modificar nuestra cámara para realizar fotografía infrarroja, ultravioleta o de espectro total retirando el pequeño filtro que incorpora el sensor de todas las cámaras y filtrando la luz que llega al sensor.

¿Qué es la fotografía de 'luz invisible'?

Lo que podríamos llamar 'luz invisible' no es más que radiación electromagnética que no pertenecen a nuestro espectro visible. La luz es radiación electromagnética perteneciente a nuestro espectro visible con una oscilación comprendida entre los 400 y los 700 nanómetros. Por ejemplo, los Rayos X, las ondas del microondas o el WiFi son ondas electromagnéticas que oscilan a velocidades más allá de nuestro espectro visible.

En la naturaleza, hay animales que pueden ver las ondas infrarrojas como las serpientes y los mosquitos, e incluso las ultravioletas como las aves. En el apartado fotográfico, las cámaras ofrecen cierta sensibilidad a la radiación infrarroja (podemos hacer el experimento abriendo el Live View y poniendo un mando de televisor delante) y la noble técnica del colodión húmedo tiene una cierta sensibilidad a la radiación ultravioleta dando un sello estético inconfundible, acentuando las manchas y pecas de la piel.

Cómo conseguir una cámara infrarroja o ultravioleta

Existen profesionales dedicados a la modificación de nuestras cámaras a cambio de unos 150 o 250 euros. Una de estas páginas web que además realiza envíos internacionales es LifePixel. A través de esta página puedes solicitar la modificación de una cámara para conseguir sensibilizar nuestra cámara a espectros de onda que nos resultan invisibles.

¿Y cómo se realizan estas modificaciones? En primer lugar, retirando el filtro que incorpora el sensor de la cámara y que está hecho para que sólo lleguen al sensor las ondas pertenecientes al espectro visible. A continuación, se aplica un filtro diferente, dejando pasar tan sólo las ondas que nos interesen, ya sea por la parte ultravioleta o por la infrarroja. Si queremos que pasen la ultravioleta y la infrarroja, tendríamos que dejar pasar también todo el espectro visible, formando lo que llamamos una 'cámara de espectro total'.

Básicamente, se trata de ir filtrando las ondas que nos interesen a través de un sensor desnudo por lo que hay que ir jugando con los filtros para conseguir hacer pasar sólo el espectro que nos interesa. A partir de ahí, podremos jugar y aprender que hay mucho más allá de lo que el ojo ve.

Foto de portada | Ian Sane

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos