Compartir
Publicidad

Nikon saca una lente de aproximación para sistema Nikkor 1

Nikon saca una lente de aproximación para sistema Nikkor 1
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El fabricante japonés nos ha sorprendido anunciando una lente de aproximación para objetivos de su sistema Nikon 1, la lente N1-CL1.

Como seguro que ya sabéis, las lentes de aproximación se montan como cualquier filtro de rosca, de 40,5 mm de diámetro en este caso, y se utilizan para poder reducir la distancia mínima de enfoque de un objetivo. Eso nos permite acercarnos más y "hacer fotografía macro".

Y lo pongo entre comillas porque, si queremos ser rigurosos, sólo deberíamos llamar fotografía macro a aquella en la que consigamos una relación de 1:1 entre el tamaño real del sujeto fotografiado y el tamaño que tendrá en la imagen que se genera en el plano de nuestro captador o sensor. Pero habitualmente las marcas le llaman macro a todo aquello que llega al menos a una relación 1:4.

h2. Muchas ventajas para macro con la lente de aproximación Nikkor N1-CL1

Por tanto, habitualmente con estas lentes de aproximación no conseguimos hacer macro puro pero sí podríamos llegar a algo cercano - nunca mejor dicho -. Y volviendo a esta lente, decir que aunque se podrá utilizar en cualquier objetivo con el diámetro de rosca de 40,5 mm, está pensada en principio para los dos objetivos de kit: el 1 NIKKOR VR 10-30mm f/3.5-5.6 y el 1 NIKKOR VR 30-110mm f/3.8-5.6.

Si lo usamos en combinación con el primero de ellos, conseguirá un factor de magnificación de 0,76x, que puede parecer poco pero os aseguro que se nota mucho. Si lo usamos con el 30-110mm obtendremos una magnificación de 3,8x y conseguiremos una distancia mínima de enfoque de solamente 0,24 m.

Ejemplo de la lente de aproximación N1-CL1

Otra ventaja de poder disminuir la distancia mínima de enfoque con este adaptador óptico N1-CL1 es que podremos reducir la profundidad de campo y difuminar más el fondo, algo que suele gustarnos al hacer fotografía de detalles.

h2. Principales inconvenientes

La principal desventaja de las lentes de aproximación es que a menudo provocan que a nuestra cámara le cueste enfocar automáticamente, por lo que acabaremos muchas veces enfocando manualmente.

De todos modos, al utilizar enfoque por contraste y no por detección de fase, probablemente este problema exista en menor medida que en una cámara réflex.

Además, tened en cuenta que estamos introduciendo una lente extra para la que no estaba diseñado el objetivo inicialmente, y esto tiene sus consecuencias. Os podéis imaginar, por tanto, que utilizar lentes de aproximación deteriora la nitidez e introduce aberraciones cromáticas y distorsión, a mayores de las normales propias del objetivo que estemos utilizando.

h2. Un accesorio interesante por su bajo coste

En resumen, podríamos decir que una lente de aproximación como la N1-CL1 tienen la ventaja de que nos permiten tomar fotografías que de otro modo no podríamos hacer, por un módico precio ya que no suelen ser caras, pero no son realmente un sustituto de un objetivo macro.

Lo curioso de esta lente de aproximación es que sólo está disponible en Australia. ¿La veremos pronto en Europa o tendremos que encargarla a través de eBay?

¿Tendrá un precio ajustado o lo inflarán por ser Nikkor? ¿Lo acabarán incluyendo como un accesorio en el kit de dos objetivos?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio