Compartir
Publicidad

La sección octava de los términos de uso de Photoshop Express: que no cunda el pánico

La sección octava de los términos de uso de Photoshop Express: que no cunda el pánico
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A raíz de la pasada presentación en sociedad de la versión online de Photoshop, la denominada Express, ha surgido en la red un cierto debate derivado de las condiciones abusivas encontradas en la letra pequeña de sus condiciones de uso. Y es que Adobe ofrece 2 Gb de almacenamiento gratuito pero quedándose con una licencia global, libre de royalties, no exclusiva, perpetua, irrevocable y totalmente sublicenciable para distribuir las imágenes que allí cada usuario aloje. Claramente, esto supone un enorme abuso por parte de esta gran compañía. Sus pretensiones: apropiarse de un buen número de imágenes de sus usuarios. Desconocemos los fines, pero está claro, que sigue la estela de otras grandes empresas online como YouTube que también han demostrado enorme interés por meter mano en la propiedad de los contenidos digitales a los que ofrecen alojamiento. En un primer momento, el entusiasmo con que ha sido recibido va a lograr que muchos usuarios comiencen a probarlo y subir sus imágenes, la mayoría de ellos ignorando que ceden el derecho a Adobe para su uso y explotación (que no de autoría).

En unos tiempos en los que las leyes de propiedad intelectual y la difusión de derechos de autor está más candente que nunca, no deja de ser atrevido, por parte de Adobe, que obliguen a sus usuarios a pasar por el aro y darle a esta empresa una alternativa, quizás más viable, que su fracasado proyecto Stock Photos (recuerden como recientemente desapareció este servicio), ahora de forma más soslayada y apropiándose con el trabajo ajeno a cambio de usar un software, que aunque nos guste, no deja de ser un servicio online más, en clara competencia con otros que ya operan.

En cualquier caso, y aunque está bien difundir esta cláusula empequeñecida en los términos de uso (que, siendo sinceros, pocos solemos leer al completo) no creo que tenga que cundir el pánico. Al fin y al cabo, a la gran mayoría nos gusta que nuestras imágenes se vean difundidas de alguna manera. Pero los grandes defensores del poder de la autoría alertan de este hecho como una enorme traba para seguir usando este servicio. No está mal reivindicar estos derechos y que Adobe aprenda que se puede hacer lo mismo pero permitiendo al usuario la posibilidad (como ocurre en Flickr, por ejemplo) de otorgar ciertas licencias de uso a sus imágenes, como las Creative Commons.

Y estoy seguro, que a la larga (quizás en breve) este gigante del software rectificará y se adaptará a las demandas de los usuarios de Photoshop Express, si quiere que su apuesta logre competir con respeto a los fotógrafos y no entre en conflicto con las legislaciones de cada país, que son muy distintas y podría verse metido en demasiados problemas. Es más, el propio John Nack ha recibido una nota al respecto del equipo, según cuenta él mismo, en el que los servicios jurídicos de Adobe ya están revisando las cláusulas y seguro pronto tendremos rectificación. Yo, de momento, seguiré probando y subiendo fotos.

Más información | John Nack | Digital Camera Info | versvs.net

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos