Compartir
Publicidad

Anatomía de una foto: 'El monje en llamas' por Sergio Valero

Anatomía de una foto: 'El monje en llamas' por Sergio Valero
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las fotografías nocturnas siempre suelen resultar llamativas. Si ellas se le añade un elemento que le confiera misterio podemos tener una imagen con suficientes argumentos como para cautivar nuestra mirada. "El monje en llamas" de Sergio Valero y compartida en nuestro grupo de Flickr cumple con esas premisas y por ello la conocemos mejor en nuestra sección Anatomía de una foto.

En este caso, esta fotografía nocturna no trata de ensalzar el movimiento estelar en un paisaje natural, sino que más bien expone un escenario que ya de por sí sería muy atractivo, pero con una figura humana añadida con un toque especial. Esa toque mágico lo otorga un monje en un edificio misterioso y abandonado, al borde de la puerta delante de una lluvia de "fuego".

Como vemos la cuidada escenografía le confiere un interés especial a la imagen. Ese árbol seco e iluminado, destacando en la oscuridad y el estado de abandono del edificio complementan un escenario que nos lleva la mirada hacia el punto de luz más fuerte. Esa especie de fuego artificial, de lluvia, que hace destacar la figura del monje empuñando un cuchillo o pequeña guadaña. El simbolismo es claro, pero sobre todo resulta atractivo por la buena composición, la luz y ese halo de misterio que se ha querido enfatizar.

Pero para conocer más detalles de cómo se llevó a cabo la captura, hemos contactado con Sergio Valero su autor (aunque confiesa que es un trabajo de equipo) y nos ha contado los detalles:

Datos EXIF

Título: "El monje en llamas" Fecha: 25/09/2013 Localización: Ermita Nova Chapitel, Muchamiel (Alicante) Cámara: Nikon D7000 Objetivo: Sigma 10-20mm f/4-5.6 Exposición: 83 segundos Apertura: f/4 Sensibilidad ISO: 250 Iluminación: linterna cálida Mando disparador (intervalómetro) y trípode.

Y sobre el trabajo, Sergio puntualiza:

Como cada semana quedé con el grupo de fotografía "MODO-M" con el que acostumbro a salir. Esa noche decidimos acudir a una localización conocida por nosotros... la Ermita Nova Chapitel. Se trata de un ermita abandonada que se ubica en las faldas del barranco Monnegre. La edificación está en ruinas y tiene la fachada dañada. Todo esto hace que sea un lugar ideal para realizar fotografía nocturna. Esta toma es el resultado de un trabajo en equipo y sería un error pensar que es cosa de una persona. En esta ocasión decidimos realizar algo diferente, preparar una escena para contar una historia, una historia de un monje solitario que vive en una ermita con llamas en su interior. Para poner la teoría en práctica y elaborarla necesitamos 5 personas: 1. Una que es el personaje principal, y quizás el más incómodo: el monje, que se disfrazó y tuvo que estar inmóvil durante 83 segundos. 2. Un compañero que ilumina la parte derecha de la casa y al monje con una linterna cálida. 3. Otro compañero que ilumina la fachada donde se encuentra el monje con linterna cálida y el árbol que hay enfrente del mismo. 4. Un cuarto ayudante que se encuentra escondido detrás del monje con la lana de acero preparado para quemarla cuando se le dé el aviso. 5. Y un quinto elemento, no menos importante, que coordina al grupo y pulsando los intervalómetros de los compañeros. Y así pasamos la noche, haciendo pruebas, iluminando una historia que espero que os haya gustado. Así es la fotografía nocturna, y así es el trabajo en equipo. P.D. el Grupo Modo-M está formado por nueve personas: Gonzalo Paras, Marco Cuesta, Fernando Morales, Alejandro Palomo, Matías Gonzalez, Joaquin Culiáñez, Quique Aparicio, Lince Urbano y un servidor, Sergio Valero.

Agradecemos a Sergio su buena disposición para participar aquí. Os recordamos que seguimos buscando esas fotografías especiales que nos llaman la atención y que vamos analizando. Solo tenéis que compartirla en nuestro grupo de Flickr.

Foto | Sergio Valero

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio