Compartir
Publicidad

Cómo usar una carta de calibración de enfoque para nuestros objetivos

Cómo usar una carta de calibración de enfoque para nuestros objetivos
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las cosas que más preocupa a los fotógrafos cuando se compran un objetivo es comprobar si enfoca correctamente. La mayoría de las veces es así, pero puede suceder que no sea todo lo fino que queremos. O que no se vea tan nítido como en las notas publicitarias. Este es el momento en el que viene al rescate la carta de calibración de enfoque para confirmarnos si tenemos el temido backfocus o frontfocus.

¿Cuándo tienes que empezar a preocuparte por este tema? Cuando veas que tus fotografías no tienen el grado de nitidez que esperas. Cuando notas que no hay definición alguna en la zona que tú recuerdas haber enfocado. Es decir, en tu último retrato, donde clavaste el foco en el ojo, resulta que toda la nitidez se la lleva la nariz. Por poner un ejemplo claro. Y por supuesto observando la fotografía en tu editor de fotografías favorito al 100%.

¿Qué es backfocus y frontfocus?

Nunca me han gustado los anglicismos innecesarios, pero tengo que reconocer que en este caso no he encontrado una expresión en castellano que sea tan gráfica. ¿Prefoco y postfoco? No, parece que estamos hablando como Fontcuberta. Por eso vamos a admitirlas e integrarlas en nuestro vocabulario fotográfico.Y ya hemos visto en otras ocasiones de una forma más técnica este tema.

En primer lugar, para los felices usuarios de las cámaras sin espejo, estos problemas no existen, pues el enfoque se realiza sobre el mismo sensor. Eso no quita que en modelos puntuales puedan existir problemas que solo se pueden solucionar en el servicio técnico. Como ocurría antes de que en las cámaras semiprofesionales incluyeran dentro de los menús el Microajuste de foco.

Pero en las cámaras réflex, con partes mecánicas, estos problemas son muy comunes. Y más de lo que podemos llegar a pensar. Y deberías acostumbrarte a que cuando compras un objetivo lo primero que hay que hacer es calibrarlo con tu cámara. Más que nada para evitar problemas futuros.

Pero vamos a pasar al mundo de las definiciones:

  • Backfocus: el foco se va detrás del punto de enfoque.
  • Frontfocus: el foco se queda delante del punto de enfoque que hemos seleccionado nosotros.

Muy sencillo de entender. Es un problema que viene arrastrando desde que nacieron las réflex, pero que en los últimos tiempos es más común y por qué no, mucho más polémico gracias al mundo de las redes donde todos podemos compartir nuestros problemas. Afortunadamente hoy en día hay muchas soluciones:

  1. Enviar cámara y objetivos al servicio técnico.
  2. Disparar siempre con el espejo levantado (donde surge el problema) en Visión directa.
  3. Comprar o buscar en internet una carta de calibración y hacer las pruebas en casa.

En este artículo os voy a explicar el tercer caso.

Carta de calibración de enfoque

En la página de Canonistas podemos comprar la Carta de calibración de enfoque. Es una de tantas que podemos encontrar en la red. Es muy seductora por su precio, e ideal para hacer pruebas sencillas, y efectivas, de nuestro equipo.

Carta De Calibracion Ii

Para que todo funcione a la perfección tenemos que asegurarnos de varias cosas:

  1. La carta tiene que estar situada en una superficie sin inclinación alguna. Lo mejor para estos casos es utilizar un nivel de carpintero para asegurar la horizontalidad de nuestra mesa. Y os aseguro que os podéis llevar sorpresas.
  2. Hay que montarla siguiendo las instrucciones para lograr que la escala esté a 45· y la superficie sobre la que vamos a enfocar a 90·
  3. Por supuesto, nuestra cámara tiene que estar en el trípode. Y bien nivelado. Si tenemos una buena rótula seguro que tiene sus propios niveles en los tres ejes.

Sobre la distancia a la que tiene que estar la cámara hay muchas teorías. También depende de si estamos trabajando con un objetivo fijo o un zoom. En los nuevos modelos es posible calibrar ambos extremos, pero en las cámaras más antiguas tendremos que decidirnos por la posición más tele, que suele ser más crítica con el enfoque.

Para que todo vaya bien, suelo poner la cámara a la distancia mínima de enfoque del objetivo. Pero si no queremos quebraderos de cabeza (muy importante), y que los resultados sean homogéneos, lo mejor es multiplicar por 20 o 30 la distancia focal del objetivo y pasarlo a metros.Pero no os obsesionemos con esta cuestión. Para los de letras como yo:

50 mmx 30=1500 mm=1,5 m

Pasos a seguir

Ya tenemos todo preparado ¿no? Pues vamos a ponernos a trabajar. Es muy importante tener buena memoria o mejor aún, una libreta donde apuntar todos los datos. En mi caso voy a trabajar con mi Canon EF 50mm f1,4 y mi antigua pero maravillosa Canon EOS 5D MarkII:

  1. Después de nivelar y medir todas las distancias y ángulos abrimos el diafragma al máximo. En mi caso a f1,4.
  2. Coloco el código BIDI que usa este dispositivo como punto de enfoque en el centro del visor.
  3. Entramos en el menú Funciones personalizables III Autofoco/Avance Micro ajuste AF y el primer disparo lo hacemos con ajuste 0
  4. Los dos siguiente disparos los hacemos con ajustes negativos -10 y -20.
  5. Los dos últimos los hacemos con ajustes positivos +10 y +20.
  6. Descargamos las fotografías y las abrimos todas juntas en Adobe Photoshop. Para verlas vamos al menú Ventana>Organizar>Segmentar todo en vertical.
  7. Ampliamos al 100%. Situamos en una de ellas el punto central (para poder observar el problema) y para que todas se vean igual Ventana>Organizar>Coincidir todo.
  8. Después de una sesuda observación podemos discernir dónde está el problema de nuestro par objetivo/cámara.
  9. Los siguientes disparos irán identificando el posible problema y al final daremos con la solución. Grabamos dicha corrección y a por otro objetivo.
Carta De Calibracion

En mi equipo he comprobado que mi cámara con mi objetivo de 50 mm tenía problemas de backfocus. Después de las pruebas he decidido ponerle una corrección de -5. Espero que se resuelvan vuestros posibles problemas de foco de una vez por todas y que si las fotos salen mal no sea culpa del equipo.Yo ya no tengo a quién.

En Xataka Foto

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos