Compartir
Publicidad
Capture One 12, la nueva versión del programa que mira directamente a los ojos a Adobe Photoshop
Actualidad

Capture One 12, la nueva versión del programa que mira directamente a los ojos a Adobe Photoshop

Publicidad
Publicidad

Phase One acaba de presentar la nueva versión de su programa de revelado. Capture One 12 viene repleto de novedades y parece dispuesto a romper el tranquilo reinado de Adobe Photoshop en el mundo de la fotografía digital. Trae varias novedades muy interesantes que permiten trabajar directamente con el archivo RAW de cualquier cámara del mercado con una calidad que no defrauda a nadie.

Capture One es un programa que nació en la primera década del siglo XXI de la mano de Phase One para sus respaldos de formato medio. Al poco tiempo permitía revelar también los RAW de las cámaras réflex de aquellos años, como la Canon EOS 300D, la pionera de las cámaras réflex para el gran público.

Como siempre digo, siempre recordaré cómo revelaba aquellos archivos de 6 MP y la nitidez, sobre todo la nitidez, y el color que conseguía de mis primeras ruedas de prensa con cámaras digitales... Después abandoné su uso por la versatilidad de los programas de Adobe. Pero al cabo de los años he vuelto a Capture One porque cada vez permite hacer mejor las cosas y se ha convertido en un programa perfecto para aquellos fotógrafos que queremos revelar nuestras imágenes a la antigua usanza, sin la necesidad de inventarse cielos que no existen o quitar personas que no fuimos capaces de detener en el momento del disparo.

En cada nueva versión, y prácticamente llevan una por año, superan las expectativas que tenemos los fotógrafos sobre lo que debe ser un buen programa de revelado. En el horizonte siempre está Adobe pero cada vez parece que está más cerca del gigante californiano. Capture One es mucho mejor en el tema del color, es más ágil a la hora de mover los archivos pero le falta ese pequeño empujón para hacerse con el gran público.

Las novedades de Capture One 12

Lo primero que llama la atención es el cambio de la interfaz. Tiene un aspecto rejuvenecido sin perder su esencia. Reconoces al instante que estás con Capture One pero tengo la sensación de que los iconos son más claros y que el espacio está más aprovechado.

C1v12i La nueva interfaz

Si te pones a comparar el menú respecto a la versión anterior nos percatamos de que hay dos nuevas opciones que nos da una idea de por dónde quieren ir en esta ocasión. Ahí está, al lado de los clásicos Archivo, Editar y demás el menú Seleccionar y Capa... Prácticamente los mismos que podemos encontrar en Adobe Photoshop pero con opciones personales. Los demás menús se han redistribuido para que los nuevos usuarios se encuentren con un entorno un poco más reconocible...

C1v12ii Las máscaras de luminosidad de Capture One

Y aunque parezca increíble, el motor de revelado no ha cambiado pero han incorporado nuevas herramientas de selección que hará las delicias de todos los que disfruten con un trabajo más preciso. Han incorporado, de forma nativa, máscaras de luminosidad. Y el trabajo que podemos hacer con ellas es muy parecido al que podemos ejecutar con Adobe Photoshop con la ayuda de paneles de terceros. Se pueden modificar durante el revelado, combinar con otras... Y también tenemos la herramienta Degradado mejorada, conocida como Máscara de gradiente lineal, al estilo del competidor, y otra herramienta al estilo del conocido Filtro radial, la Máscara radial.

También tenemos la posibilidad de gestionar los atajos de teclado y simular el aspecto de las películas Fuji, tal como podemos hacer en otros programas. Para terminar, y para demostrar que quieren el trono de Photoshop, por primera vez en Capture One existe la posibilidad de crear plugins para mejorar las características o acelerar el tiempo de revelado. Esto es algo que los fotógrafos agradeceremos siempre y cuando encontremos aquellos a los que estamos acostumbrados en Adobe.

El futuro del revelado digital

Capture One siempre ha sido muy bien considerado por su manejo del color y por la calidad general de la imagen, independientemente del tipo de archivo RAW con el que estemos trabajando. Hasta ahora era similar a Adobe Camera RAW o el módulo Revelar de Lightroom. Pero con las novedades de la versión 12 parece que ha superado las limitaciones de estos programas.

El enemigo a batir ya parece que es otro. Y eso requiere un mayor esfuerzo. No podemos olvidar nunca que Photoshop es un programa de diseño con miles de posibilidades. Y Capture One sirve solo para fotografía. Y ahí tiene mucha más libertad de movimiento. Todavía no sustituye al padre pero está a punto de devorar a Adobe Lightroom.

Solo le falta ajustar bien el tema de las sesiones, los catálogos y demás herramientas de clasificación para escalar más alto en el escalafón. Los próximos años prometen ser apasionantes. Pero dudo mucho de que alguien diga al ver una foto que está captureoneizada en vez de photoshopeada.... pero quién sabe. Los tiempos cambian.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio