Compartir
Publicidad
Capture One Vs Adobe Camera RAW: enfrentamos a dos gigantes del tratamiento de fotografías en RAW (I)
Tutoriales

Capture One Vs Adobe Camera RAW: enfrentamos a dos gigantes del tratamiento de fotografías en RAW (I)

Publicidad
Publicidad

Ya hemos escrito varios artículos sobre Capture One. Ahora mismo está considerado como uno de los programas más potentes para revelar nuestros archivos RAW. Es una competencia directa de Adobe Camera RAW, el más conocido, y por supuesto de Adobe Lightroom. Durante esta nueva serie, que vamos a publicar en Xataka Foto, compararemos ambos programas para descubrir quién trata mejor nuestras fotografías.

Es otro de los temas que más preocupa a los fotógrafos, cómo revelar nuestras fotografías. Por supuesto no hay una única respuesta. Cada uno de nosotros es un mundo y no todos necesitamos lo mismo. Pero si estás leyendo este artículo es porque quieres saber de una vez por todas cuál es el que va a permitir que tus imágenes queden lo mejor posible.

Adobe es la empresa más popular del mercado y tiene el programa más famoso del mundo. Todo el mundo conoce Photoshop. Ahora mismo, cuando el público ve una fotografía que impresiona, lo primero que dice es que seguro que le han metido Photoshop. Nada de Lightroom, Digital Photo Professional o cualquier otro del mercado... Con la nueva Creative Cloud, la aplicación desde la que puedes bajar todos sus programas (previo pago) estamos siempre actualizados.

Comparativaiii Adobe Camera RAW

Ahora mismo nadie puede discutir la supremacía de Adobe Photoshop. Con él, y con mucha práctica, podemos hacer cualquier cosa que nos planteemos, incluso crear fotografías sin cámara. No hay ningún programa que pueda sustituirlo. Ninguno. Pero todo cambia si queremos interpretar nuestros archivos RAW. Y aquí es donde entra Capture One de la empresa danesa Phase One está dando golpes de autoridad sobre la mesa versión tras versión.

El revelado del formato RAW

Aquí es donde todo se complica y lo que diferencia a un revelador de otro. Ya hemos contado qué es un RAW. Es un conjunto de datos que tienen que ser analizados. Y cada empresa tiene su propio motor de procesado. Lo que vemos cuando abrimos un archivo crudo no es otra cosa que una interpretación de esos datos. No es lo mismo tocar la novena sinfonía de Beethoven con un quinteto que con una orquesta sinfónica completa. U oír esa interpretación en mp3 con un altavoz de los que llevan los adolescentes en la calle que con un equipo de primer nivel.

Todo depende de los medios que tengamos a nuestro alcance. O volviendo al territorio fotográfico, del motor de procesado de cada programa. Adobe trabaja, en septiembre de 2018, con la versión 4. El primero lo presentaron en 2003. Cuatro versiones a las que podemos acceder desde Adobe Camera RAW o el módulo Revelar de Lightroom. Ambos comparten exactamente el mismo motor interno. No hay diferencia alguna.

Cada programa trabaja esos datos de forma distinta. Ya en la primera lectura, sin modificar ningún parámetro, el archivo será distinto. Tendrá más o menos ruido, un mejor o peor color, más o menos rango dinámico. Y no es solo aquí donde se marcan las diferencias. El procesado, según los parámetros que elijamos, nos permitirán explotar más o menos toda la información latente que tiene este formato.

Si no me equivoco, Capture One ha evolucionado mucho más. Hasta este momento, en el que estamos trabajando con la versión 11, existen hasta seis versiones distintas. Seis evoluciones para exprimir la información de los archivos. Y es algo que se nota. No tiene nada que ver la interpretación de la versión 2003 de Adobe con la última. Y en Capture One se nota y mucho.

La base será la misma pero los resultados difieren en muchos aspectos. A algunos les puede parecer que los datos no son objetivos pero si comparamos la misma fotografía, sin cambio alguno, se notarán algunas diferencias. Y si no nos creéis, solo tenéis que contemplar el ejemplo que os ponemos.

Comparativai ¿Cuál es cuál?

Personalmente prefiero revelar los .ARW de Sony con Capture One, así como los .RAF de Fuji. Para los de Canon y Nikon me cuesta más decidirme, pero la gestión del color de Capture One muchas veces me deja sin habla. Pero todo es cuestión de preferencias. O no. Y desde luego hay que señalar que nunca podemos olvidarnos de los programas

La comparativa entre Capture One y Adobe Camera RAW

A lo largo de los capítulos dedicados a este tema iremos descubriendo cómo hacer los mismos pasos en ambos programas y ver en cuál responden mejor los archivos de Canon, Nikon, Sony, Olympus... Ahora mismo son los dos contendientes a batir. Es verdad que existen otros programas en el mercado pero lo que vamos a intentar descubrir es quién se merece el trono. Y ojo que la respuesta no es fácil.

Comparativaiv La interfaz de Capture One

Depende de muchas cosas. Para empezar la cuestión económica. ¿Cuál compro? Muchos usuarios no pueden permitirse los dos. La suite de Adobe es más versátil. Pero dicen que Capture One es mucho mejor. No es fácil decidirse, sobre todo si somos aficionados... a lo mejor nos puede bastar con Raw Therapee... Lo lógico sería decir que los dos pero no es una buena respuesta.

Ahora mismo hay muchos autores reconocidos de la red como Hugo Rodríguez, Joan Boira, Antonio Prado que apuestan por este programa. Parece que es el futuro (y estoy totalmente de acuerdo). Quiero que todos vivamos el proceso que han vivido para llegar a esta conclusión.

También podríamos decir que depende de la cámara que tengamos pero creo que no es interesante aferrarse a un solo programa. Y una de las cosas que más me preocupan es que, según con el software que tengamos, nos veremos obligados a disparar de una forma u otra... Vamos a intentar ser lo más objetivos posibles. Contaremos con las versiones actualizadas de ambos programas, Capture One 11 y Adobe Camera RAW 10.5, y trataremos los mismos archivos. Y marcaremos un objetivo: conseguir el mejor revelado posible.

Comparativaii Lo importante es la fotografía

A lo largo de las semanas iremos desmenuzando las rutinas de ambos programas para ver cuál responde mejor. El duelo promete ser interesante y de entrada no parece que hay un claro ganador. Por supuesto podéis aprovechar para lanzar preguntas y trataremos de resolverlas. El objetivo no es otro que decidir de una vez por todas con cuál programa nos podemos quedar. Empieza el duelo.

En Xataka Foto| Estas son las ventajas y los inconvenientes de elegir el formato RAW para nuestras fotografías

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio