Compartir
Publicidad

El fotógrafo Pedro Meyer se alza con un premio Lucie otorgado en Nueva York

El fotógrafo Pedro Meyer se alza con un premio Lucie otorgado en Nueva York
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Quizás los premios Lucie no os digan nada, está claro que de oídas son menos conocidos que los World Press Photo u otros que se os ocurran, pero desde hace doce años son de los más prestigiosos que se otorgan en la disciplina fotográfica. Como los Oscars de la fotografía para hacernos una idea. Hablamos de Pedro Meyer, porque aunque emigró a México, sus raíces están en España y nos toca de cerca, pero en estos galardones, que se distinguen por categorías, nos encontramos en esta edición con figuras de la talla de Martin Parr en el apartado documental o a Nan Goldin en la de retrato.

Sobre Pedro Meyer ya tuvimos ocasión de hablar de refilón cuando escribimos un post sobre los autorretratos fotográficos, en esa ocasión ya os contábamos su predisposición a las series fotográficas donde él o incluso sus sombras eran las protagonistas. Y en este sentido, su fotografía y su manera de entender este medio gracias a su labor de divulgación, es lo que ha hecho que el premio se le concediese en el apartado "Visionario".

Con esta noticia, nos enteramos que su afán por promover la disciplina fotográfica no sólo en México sino en el resto del mundo, le ha llevado a la creación del FotoMuseo Cuatro Caminos (México D.F.), donde la labor formativa estará muy presente y que ha sido posible gracias a la Fundación que lleva su nombre y que creó para difundir e investigar la fotografía en el marco de las nuevas tecnologías. Por tanto, este museo se convertirá, cuando se inaugure (estaba previsto que fuese el pasado septiembre), en un espacio imprescindible para el conocimiento fotográfico desde América Latina.

Un premio merecidísimo

Por todo ello y por su labor a nivel intelectual con sus escritos, así como la innovación en materia expositiva, puesto que recordamos la retrospectiva que llevó a cabo en 2008 ofreciendo una exposición simultánea en lugares de todo el mundo, algo inédito hasta la fecha y que puso de manifiesto cómo se pueden llevar a cabo varios discursos curatoriales sin que el material y la memoria artística se vea afectada, ya que cada museo y galería que participó tuvo su propio comisario, mostrándose con ello una mayor variedad en el trabajo de cuatro décadas de Pedro Meyer.

Con el Centro de la Imagen, inaugurado en 1994, así como otros logros, ya comenzó ese afán por hacer visible la fotografía en el terreno de la formación, la reflexión y los valores que trae consigo. Es por ello que nos regaló uno de los mejores portales en materia de divulgación como es Zone Zero, hecho por el cual le estaremos siempre agradecidos.

Un fotógrafo que ya en 1987 consiguió una beca Guggenheim, lo cual hizo que su fotografía fuese inmediatamente reconocida en uno de los lugares donde la proyección fotográfica es mucho más factible, Nueva York. Es aquí donde, como hemos comentado al principio, se han otorgado estos premios, en su caso totalmente merecido en calidad de visionario, felicitándole desde estas páginas y esperando impacientes la inauguración de su museo, que aunque esté lejos, lo sentiremos muy cerca.

Más información Zone Zero Pedro Peyer

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio