Publicidad

Ha muerto Giuseppe Rotunno, el director de fotografía de Fellini y Visconti
Actualidad

Ha muerto Giuseppe Rotunno, el director de fotografía de Fellini y Visconti

Era uno de los mejores directores de fotografía de la historia. Está detrás de algunos de los títulos más importantes de Fellini, como 'Amarcord'; y de Visconti, con quien rodó 'Rocco y sus hermanos' o 'El gatopardo'. También rodó una de las mejores películas de la historia 'All that jazz' de Bob Fosse. Ha muerto esta semana con 97 años y desde Xataka Foto queremos recordar su mirada.

Los buenos directores de fotografía son capaces de dar forma a la imaginación de los directores. Cuando la comunión es perfecta, las películas perduran en la historia. 'El gatopardo' de Visconti, 'Amarcord' de Fellini y por supuesto 'All that jazz' de Bob Fosse son películas que los cinéfilos tenemos guardadas en nuestras retinas.

¿Quién no recuerda el baile bajo la niebla de los amigos que sueñan con tener una novia? ¿El baile de Burt Lancaster en la sala de los Espejos de un palacio de Palermo? ¿Las coreografías del espectáculo de Broadway que nunca se llega a realizar? Solo por estos planos todos los amantes de la fotografía deberíamos recordar la figura de Giuseppe Rotunno.

Fellini Rotunno 2 Con su querido Fellini

Estuvo nominado al Oscar por la película de Bob Fosse; ganó un premio BAFTA, dos David de Donatello, participó en 13 películas presentadas en el festival de Cannes... Un verdadero profesional que empezó desde abajo hasta llegar a codearse con los grandes maestros europeos y estadounidenses.

Vida y obra de Giuseppe Rotunno

Nació el 19 de marzo de 1923 en la ciudad de Roma. Entró muy joven a trabajar en los famosos estudios Cinecittá de la capital italiana pero le sorprendió la II Guerra Mundial. Fue reclutado para trabajar como reportero en Grecia pero en 1943 cayó prisionero de los alemanes. Fue liberado por los estadounidenses en 1945.

Volvió a los estudios y logró ser director de fotografía en 1955. Desde entonces no paró de colaborar con diversos directores italianos. Llegó a filmar cinco películas con Luchino Visconti y siete con Federico Fellini. Su fama llegó a oídos de la industria de Hollywood, donde rodó con John Houston, Robert Altman o Mike Nichols.

No recibió muchos premios pero fue reconocido por uno de los mejores directores italianos de la historia a la altura de Tonino Delli Colli o el gran Vittorio Storaro. Como curiosidad una de sus labores más reconocidas es la restauración de algunas de las obras maestras del cine italiano como la ya nombrada 'El gatopardo' o 'Roma' de Fellini.

Como ocurre muchas veces entró en el cine por necesidad. Al morir su padre no tuvo más remedio que buscar trabajo en la Italia fascista y solo encontró un puesto de ayudante de laboratorio en los míticos Cinecittá. Allí le dejaron una Leica para experimentar qué era eso de la fotografía en sus ratos libres. Y se enganchó a la luz para siempre.

Allí le dejaron una Leica para experimentar qué era eso de la fotografía en sus ratos libres. Y se enganchó a la luz para siempre.

Y era tan bueno que enseguida ascendió y se pudo colocar como operador de cámara. Pero la guerra retrasó su progresión en el oficio. No volvió a trabajar en este mundo hasta hasta los años cincuenta. Y logró el puesto de director de fotografía por la muerte de uno de sus maestros, Aldo Graziati, mientras rodaba 'Senso' de Visconti. El director apostó por él para terminar la película.

Y confió en él desde entonces. Visconti le enseñó todo lo que sabía, como grabar con tres cámaras a la vez para tener ángulos distintos y no perder la intensidad de la interpretación con los continuos cortes para cambiar el plano (es algo muy útil pero que solo se podía hacer en grandes producciones). Además obligaba a trabajar con pocas luces.

La vida con Fellini

Esta es la colaboración que más se recuerda. Es curioso porque Fellini siempre había sido muy teatral y Rotunno más documental por todo lo que había aprendido de Visconti. Pero se terminaron entendiendo a la perfección. Al final colaboraron en 7 películas: 'Satyircon', 'Roma', 'Casanova'... y sobre todo una de mis películas favoritas del director italiano 'Amarcord'.

Es un homenaje a los primeros años de Fellini en su pueblo natal. Un universo que casi parece mágico lleno de historias imposibles con personajes indescriptibles con un trasfondo real. Es un canto al tiempo ido lleno de melancolía. Y la fotografía acompaña en todo momento.

Es el ejemplo perfecto del director de fotografía que se adapta a la visión del director. Un profesional que hace a la perfección lo que le mandan, sin dejar aparentemente una marca personal. Es decir, lo contrario de Storaro, por poner un ejemplo claro como el agua.

Una de las frases que mejor define su trabajo lo podemos encontrar en la entrevista que le hicieron en 'American cinematographer' en 1999:

Tienes la luz clave, la luz de relleno y la luz de fondo, con las que puedes crear infinidad de resultados. La luz es como un caleidoscopio, pero esas tres luces mezcladas son más delicadas que el caleidoscopio. Es difícil preguntarle a un pintor ¿Cómo pintaste el cuadro? Yo voy con mis ojos y mi intuición. Me gusta mucho la luz y no puedo parar. Cuando filmaba con Fellini, siempre estaba iluminando la siguiente toma, porque tenía miedo de perder la idea de la luz.

La vida después de Fellini

Trabajar con el maestro le abrió las puertas de Hollywood. Y puede que le permitiera rodar la que es su mejor película. 'All that jazz' o 'Empieza el espectáculo' de Bob Fosse, uno de los mejores musicales de la historia del cine.

Una película casi autobiográfica del propio director que recurre al truco felliniano de escenificar su pensamiento. No vemos sus ideas sino que representa sus pensamientos. Nos permite entrar dentro de su cabeza. Y Rotunno consigue recrear como nadie las luces de la cabeza de Fosse, en un momento en el que estaba extenuado por el trabajo de crear el musical 'Chicago' y su película 'Lenny'.

La fotografía de esta película es puro teatro, auténtico musical. Vemos más allá del escenario. La luz cambia según estemos dentro o fuera de la cabeza de J. Gideon. Y es posible por el talento de Giuseppe Rotunno. Es un maestro al que podemos recordar siempre gracias a sus películas. Descanse en paz.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio