Publicidad

Hasselblad se defiende: explica por qué ha «renombrado» cámaras de Sony
Actualidad

Hasselblad se defiende: explica por qué ha «renombrado» cámaras de Sony

Publicidad

Publicidad

Hasselblad parece haber dado un paso en falso. O varios. Es posible que como estrategia comercial les haya funcionado en algunos mercados, pero es evidente que la decisión de «renombrar» modelos de Sony ha deparado a la marca sueca críticas muy duras que pueden haber dañado su imagen. Y con razón. Como recordaréis, nosotros nos posicionamos hace unos días en contra de esta estrategia con toda la vehemencia que creímos necesaria. Y justificada.

El revuelo que se ha montado a raíz de la filtración de la Hasselblad Lusso, que no es otra cosa que una Sony A7R «tuneada», ha adquirido tal magnitud que Perry Oosting, el presidente de la compañía, se ha visto obligado a dar la cara para explicar por qué decidieron en su momento optar por esta estrategia. Pero esto no es todo. Además, ha anticipado que Hasselblad quiere recuperar los valores tradicionales de la marca. Con todo lo que eso significa.

Una estrategia muy dudosa

Según Oosting, la razón por la que decidieron comenzar a «tunear» algunas de las cámaras de Sony más exitosas no es otra que la demanda que existe en el mercado asiático de modelos con estas características. De hecho, confirmó que Hasselblad solo fabricará 100 unidades de edición limitada de su nueva Lusso, que irán mayoritariamente a parar a su canal de distribución en Hong Kong.

Lusso

No obstante, ha aprovechado la ocasión para defenderse asegurando que el hecho de que el «corazón» de estos modelos provenga de Sony no significa que estén vendiendo la misma cámara. Según él, hay muchos otros factores que influyen decisivamente en la experiencia y las prestaciones que nos ofrece una cámara.

Su punto de vista es muy respetable, faltaría más, pero no puede esperar que el grueso de los usuarios occidentales, que, al parecer, somos mucho menos receptivos al lujo que los asiáticos, aceptemos de buen grado pagar varios miles de euros más por una cámara con el mismo sensor y esencialmente la misma electrónica solo para hacernos con un acabado más suntuoso.

Llegó la hora de cambiar de rumbo

Las numerosas críticas que Hasselblad ha acumulado cada vez que ha lanzado una de estas cámaras parece haber hecho mella en la compañía. Oosting ha asegurado que quieren recuperar los valores originales de la marca, y para lograrlo pondrán fin a esta estrategia de renombrar algunas cámaras de Sony. A mí me parece muy bien, pero sigo pensando que una marca con la historia de Hasselblad nunca debería haber puesto en marcha una política como esta.

Sus cámaras, todas ellas, deberían ser desarrollos originales y capaces de ofrecer un valor añadido, más allá del lujo por el lujo. Como lo han sido durante décadas. Y parece que por fin van a retomar el rumbo. Si Arvid Viktor Hasselblad levantase la cabeza...

Vía | DP Review
En Xataka Foto | Hasselblad Lusso, la pésima estrategia de renombrar modelos de Sony

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir