Compartir
Publicidad

Fujifilm X-E2, toma de contacto

Fujifilm X-E2, toma de contacto
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Presentada oficialmente hace unos días, la renovada Fujifilm X-E2 llegaba con nuevo sensor y procesador que prometía más velocidad y mejor enfoque automático. Aprovechando la convocatoria a medios especializados en las oficinas de Fujifilm en Barcelona, pudimos poner a prueba sus virtudes y comprobar (en la Casa Batlló), en una toma de contacto, sus principales novedades y sus resultados.

Aunque por fuera sus novedades son mínimas y mirando sus especificaciones en su lanzamiento parecía que se trataba de una renovación sin muchos cambios, en Fujifilm se han afanado por explicarnos que la hoja completa de características nuevas asciende a unas sesenta con respecto a la estupenda X-E1. Pero, con la X-E2 en las manos pudimos comprobar lo que más nos llamó la atención y que os resumimos.

Diseño continuista

Fujifilm X-E2

La renovación no queda demasiado evidente en su aspecto. La Fujifilm X-E2 mantiene mismo diseño con la única excepción de algunas pequeñas variaciones. Estas pequeñas mejoras son fruto de escuchar a los usuarios, una de las principales virtudes de Fujifilm (y poco habitual, por su efectividad y rápida resolución dentro del sector tecnológico).

Eso sí, podemos destacar que la nueva pantalla LCD crece hasta las 3 pulgadas y fabricada con cristal reforzado y dotada de una resolución de 1,04 millones de píxeles. En cuanto a los controles, encontramos algún cambio de ubicación para mejorar la ergonomía, pero sobre todo encontramos la rueda de control de compensación de exposiciones que ahora permite alcanzar hasta 3 pasos y, sobre todo, se ha endurecido su manejo. Quizás algo excesivo que obliga a ejercer bastante fuerza para su control. Un término medio hubiese sido suficiente. Y también se hubiera agradecido en la palanca de encendido, que en la X-E1 sí hemos encontrado muy suave y con algunos problemas de activación accidental.

En cuanto al visor electrónico, aunque no aumenta su resolución (recordemos que se trata de un visor OLED de 2,36 millones de puntos), sí que ha mejorado su velocidad de refresco especialmente en situaciones de baja luz. En general la impresión es que el visor es más claro y luminoso, en líneas generales, especialmente en interiores como hemos constatado. Y otra interesante opción es que ahora permite un modo de visor electrónico automático. Esto es, permite tener la pantalla apagada y el visor solo se activa cuando nos aproximamos. Un modo ideal para el ahorro de batería.

Fujifilm X-E2: nuevo sensor, nuevo procesador y más velocidad

Fujifilm X-E2 top

El corazón de la renovación llegaba de la mano de la nueva generación del sensor X-Trans. Se trata de un captor X-Trans CMOS II de tamaño APS-C y 16,3 megapíxeles, pero que en conjunto con el nuevo procesador EXR II, permite gestionar la información de más de 100.000 píxeles de detección de fase, con lo que alcanza una notable mejora en la velocidad de enfoque.

Este ha sido el principal caballo de batalla de la serie X y el trabajo con cada nueva generación se aprecia el notable esfuerzo de Fujifilm por compensarlo. Con el zoom XF 18-55 mm (que será el objetivo habitual con el que se comercializará en un kit) se nota esta mejora, aunque requiere de una prueba más pausada y a fondo para comprobar sus presumidos 0,08 segundos en su AF.

Lo que sí queda mucho más mejorada es su velocidad de disparo en ráfaga, alcanzando los nada desdeñabales 7 fps, que la convierten en una cámara ahora más polivalente y con mejores opciones para fotografía de acción, deportes. Unido a su mejorado enfoque automático, consigue abrir el abanico de sus posibilidades y se convierte en una cámara CSC mucho más completa.

Mejor enfoque manual, vídeo y ahora con Wi-Fi

Fujifilm X-E2 back

También ha resultado curiosa su mejora en la ayuda para el enfoque manual (cuando usamos la pantalla), ahora con una ayuda visual muy útil para lograr mayor precisión y que, unida al excelente manejo de los objetivos Fujifilm, invitan a un uso más frecuente.

Fujifilm X-E2 chica
Con Fujifilm X-E2 + Fujinon 23 mm a f/1.4, 1/75s y 200 ISO

Su capacidad de grabación de vídeo se ha visto mejorada permitiendo Full HD hasta 60 fps y con un autofocus de seguimiento mejorado, más veloz, preciso y suave. En este apartado quedaba un poco (bastante) por debajo de la competencia, por lo que estas mejoras eran más que obligadas, aunque no se trate de una cámara dirigida a los más aficionados del vídeo.

Otra de las opciones que se echaban en falta en la X-E1 en comparación con otros modelos de la competencia era la conectividad. Ahora la X-E2 incorpora esta opción para el control remoto o transmisión de imágenes a través de la correspondiente aplicación, además del autoguardado en PC (a través de router).

El nuevo Fujinon XF 23 mm f/1.4 R

Fujinon 23 mm f/1.4

Este nuevo objetivo de focal fija llega al mismo tiempo y también lo hemos podido probar. Este Fujinon XF 23 mm f/1.4 R era muy esperado dentro de su hoja de ruta, puesto que equivale a unos 35 mm en formato universal y, por tanto, una focal tradicional que faltaba. El objetivo es contundente, con una construcción de gran calidad, sólido, como el resto de la serie XF.

Fujifilm X-E2 lámpara
Con Fujifilm X-E2 + Fujinon 23 mm a f/2.8, 1/60s y 1.000 ISO

En las muestras comprobamos su extraordinaria calidad y en conjunto con esa nueva Fujifilm X-E2 se convierte en un equipo objeto de deseo para los más entusiastas y que no decepcionará a los profesionales.

Este objetivo se comercializará en breve (en este mes de noviembre) y su precio asciende a los 929 euros, según nos informaban desde Fujifilm.

Precio, disponibilidad y conclusiones

Fujifilm X-E2 box

Como ya adelantamos, esta Fujifilm X-E2 llegará en este mes de noviembre a un precio (junto con el 18-55 mm) de 1.399 euros (y 949 euros sólo el cuerpo).

¿Merece la pena la renovación para usuarios de la X-E1 o X-Pro1? a pesar de las mejoras, la nueva aportación no parece que justifique un cambio para estos usuarios. Se aprecian las mejoras, especialmente en cuanto a su enfoque, velocidad y resultados del sensor, pero más como apuesta para fotógrafos exigentes que quieran introducirse en la serie X y busquen una opción completa. Para el resto, resulta mucho más sugerente apostar por sus magníficos objetivos, los actuales y los que están por llegar, completando un catálogo muy interesantes para amantes de las focales fijas de gran calidad.

Fujinon X-E2 cristal
Con Fujifilm X-E2 + Fujinon 23 mm a f/5.6, 1/40s y 6.400 ISO

En cuanto a resultados (como se aprecia en la imagen anterior), la Fujifilm X-E2 en esta primera toma de contacto mantiene el mismo nivel de calidad del modelo anterior, con un control del ruido muy notable y, aunque pueda pasarse por alto, no olvidemos que es su principal (y notable) valor.

Os dejamos una galería con algunas muestras (JPEG directos sin procesado) que pudimos realizar en la Casa Batlló de Barcelona, que podéis ver en Flickr a toda resolución.

En Xataka Foto | Fujifilm X-E2, toda la información sobre la nueva CSC de la serie X

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio