Publicidad

Gerda Taro, pareja de Robert Capa, recupera la firma de sus fotografías de la Guerra Civil española en el Reina Sofía
Actualidad

Gerda Taro, pareja de Robert Capa, recupera la firma de sus fotografías de la Guerra Civil española en el Reina Sofía

HOY SE HABLA DE

Era cuestión de tiempo pero por fin se ha hecho justicia. En el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, dentro de la exposición 'Frente y retaguardia: Mujeres en la Guerra Civil', han firmado con el nombre de Gerda Taro unas fotografías atribuidas hasta ahora a Robert Capa.

La exposición 'Frente y retaguardia: Mujeres en la Guerra Civil' inaugura un nuevo espacio del museo y forma parte de un conjunto de acciones impulsadas por el mismo coincidiendo con el 8M. Está ubicado en la segunda planta del edificio Sabatini. Y nace con la intención de contar el papel de la mujer durante la guerra civil.

Lo más llamativo es que por primera vez aparecen firmadas por Gerda Taro unas fotografías atribuidas hasta ahora a Robert Capa. Y también tenemos la suerte de poder contemplar una de las series de Kati Horna (Budapest, 1912 - Ciudad de México, 2000), una de las fotógrafas que también trabajó en España durante la contienda y cuyo material fue adquirido por el museo en 2017.

Gerdataroii

El nuevo espacio recuerda que las mujeres tuvieron un papel activo en los mismos aspectos que los hombres. Y dejar claro que su nombre no se puede olvidar. Además de los trabajos de Gerda Taro (Stuttgart, 1910 - El Escorial, 1937) y Kati Horna (Budapest, 1912 - Ciudad de México, 2000) también conoceremos la obra de las artistas gráficas Pitti Bartolozzi (Madrid, 1908 - Pamplona, 2004) y Juana Francisca (Madrid, 1911 - 2008). Y más mujeres que trabajaron para los dos bandos y que van a ser descubiertas por el gran público.

El papel de Gerda Taro en la firma Robert Capa

Robert Capa no existió nunca. Era solo una idea, el nombre de una pequeña empresa para hacerse un sitio dentro del mundo del fotoperiodismo. Robert Capa eran dos personas: Endre Erno Friedmann y Gerta Pohorylle. La historia cuenta que ella le enseñó a desenvolverse por el mundo y él solo le dio la pasión por la fotografía.

Idearon el nombre de Robert Capa para engañar a las revistas ilustradas y hacerles creer que estaban contratando a un prestigioso fotógrafo americano. En aquellos años convulsos era más fácil ser un personaje imaginario con un nombre atractivo que una mujer y un húngaro judío. Daba igual la calidad de tu trabajo.

Y los dos vinieron a España junto con David Seymour para documentar, desde el bando republicano, las nefastas consecuencias de la guerra y llenar las páginas de las nuevas revistas ilustradas del mundo entero. Los tres llevaban cámaras para generar material, lo más importante para tener ingresos suficientes.

Gerdataroi

Y Gerda y André (como se hacia llamar en París) firmaban sus trabajos conjuntamente. En aquella época no debía parecer inhumano hacer tal cantidad e fotografías armados solo con una Leica y una Rollei. Es verdad que al principio solo ejerció de representante pero ya en la primavera de 1936 consiguió su carné de prensa para ejercer la fotografía.

El reconocimiento de Gerda Taro dentro de la colección del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

En 1998 Cornell Capa (algún día hablaremos del hermano que se puso el apellido ficticio de su hermano) donó al museo 205 fotografías de la guerra civil con la firma de Robert Capa. Y aunque se sabía la historia real, siempre se consideraron trabajo del hombre.

A raíz del descubrimiento de la famosa 'maleta mexicana' en 1995 se empezó a especular sobre la posibilidad de descubrir la autoría de cada una de las fotografías y discernir de quién era cada una... Y gracias a la investigación conjunta del museo y la ICP (International Center of Photography) han llegado a la conclusión de que tres de aquellas fotografías son obra de Gerda Taro. Y otras tres puede que sean de cualquiera de los dos.

Gerdav André y Gerda, Robert Capa

Será muy difícil, por no decir imposible, llegar a saber quién hizo cada uno de los disparos... Incluso Tino Soriano, en su libro '¡Ayúdame a mirar!' es capaz de asegurar que el famoso miliciano muerto es obra de ella... Y presenta varias pruebas irrefutables.

Gerda Taro fue herida en la batalla de Brunete (1937) y en el traslado su ambulancia sufrió un accidente. Ingresó en el hospital de El Escorial y allí murió... Iba a reunirse con André en París. Pero no pudo ser. Quién sabe cómo habría cambiado la historia de la fotografía.

Más información| Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios