El mundo de la música se queda sin la luz del fotógrafo Mick Rock
Actualidad

El mundo de la música se queda sin la luz del fotógrafo Mick Rock

Ha fallecido Mick Rock, uno de los fotógrafos más famosos del mundo de la música**. Sus cámaras enfocaron a David Bowie cuando se transformó en Ziggy Stardust, ideó la imagen más mítica de Queen... y nunca dejó de trabajar con las estrellas. Hoy recordaremos su trabajo para que nos sirva de fuente de inspiración.

Queen es uno de mis grupos preferidos. Y si pienso en ellos me vienen a la cabeza muchos recuerdos y fotografías. Una de las más persistentes es la de los cuatro iluminados por una luz cenital en 'Queen II'. Y si recordamos a Bowie, una de sus fotografías más míticas es la de Ziggy Stardust.

Ahí están 'Transformer', de Lou Leed o 'Raw Power', de Iggy Pop and the Stooges o el 'End of the Century' de Ramones... Todos esos disparos son de Mick Rock. Puede que creas que estamos hablando de un fotógrafo del siglo pasado, pero nada más lejos de la realidad. En los últimos años ha trabajado con The Killers, Lady Gaga, Daft Punk, MGMT, The Chemical Brothers y Snoop Dog.

Toda su vida la cuentan en el documental 'SHOT! The Psycho-Spiritual Mantra of Rock' (2016), que durante un tiempo pudimos ver en Netflix. Esperemos que con el motivo de su fallecimiento recuperen esa pequeña joya.

La vida y obra de Mick Rock

Su vida se podría contar con la música de los artistas que retrató. Se le conoce como el fotógrafo de los 70. Como mejor se le podría definir es con la frase que colgó en su muro de Twitter el 11 de noviembre al lado de una imagen de Mick Jagger:

Soy muy juguetón, muy abierto, muy atento a la forma en que se mueve la gente, a su mirada, a sus expresiones o ángulos... Después de un tiempo es casi como si las fotos se hicieran solas. Es entonces cuando empieza a surgir la magia. No es complicado.

Nació en 1948, estudió Lenguas Medievales y Modernas en Cambridge y se lanzó a trabajar con David Bowie. Estuvo ahí cuando se transformó en el extraterrestre Ziggy Stardust. En aquellos años logró sus trabajos más sonados y llamativos

Mick Rock
Interior de uno de sus libros publicado por Taschen

A partir de entonces todos quisieron posar para él. Desde el arisco Lou Reed hasta Iggy Pop, Sex Pistols o Blondie. Pero la fotografía más icónica es la portada del disco 'Queen II' en la que aparecen los cuatro miembros del grupo iluminados por una luz cenital.

Mick Rock
Una de las fotografías de aquella sesión

La idea fue de Mick. Se le ocurrió después de ver las imágenes de la gran Marlene Dietrich en 'El expreso de Shangai'. Solo tuvo que proponer la idea para que Freddie Mercury y los demás miembros del grupo aceptaran encantados. Él fue quien les bautizó como la mezcla perfecta entre Ziggy Stardust y Led Zeppelin.

Mick Rock
Tim Curry por Mick Rock

Hay otro motivo por el que todos debemos recordar al gran Mick Rock. Fue el fotógrafo oficial de las películas 'The Rocky Horror Picture Show' y 'Hedwig and the Angry Inch', dos obras maestras del inconformismo que fueron fotografiadas por él.

Trabajo de adentro hacia fuera. Como un cocinero, reúno todos los ingredientes y sigo mezclando, revolviendo y probando hasta que los efluvios comienzan a subir... Es un tipo de sentimiento adictivo del que necesito dosis regulares, de lo contrario no me siento bien...

Cuando veas a Tim Curry caracterizado como un vampiro transexual lo estarás mirando a través de sus ojos. O cuando parezca que escuchas cantar a Hedwig al contemplar las fotos del rodaje tienes que saber que son suyas.

Lo único que nos queda es aprender de sus fotografías, buscar sus libros, sus vídeos con Bowie y darnos cuenta de que la música solo tiene sentido cuando se recuerda con el tiempo. Y que la imagen en el mundo del rock es esencial. El espectáculo debe continuar.

Temas
Inicio