Compartir
Publicidad

Hazlo tú mismo: objetivos

Hazlo tú mismo: objetivos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace poco hablábamos de cómo crear cámaras caseras, aunque ciertamente no todos tengamos al alcance los medios o los conocimientos necesarios para realizarlas. En algunos comentarios se planteó también interés en la creación de objetivos, así que vamos a dar unas pautas para los que os atreváis a arremangaros, meteros en el taller, y empezar con el tema.

La opción más común es convertir objetivos normales en objetivos tilt-shift, ya que se reutiliza completamente el objetivo, al basarse básicamente la modificación en añadir un segmento flexible entre el mismo y la cámara.

Buscando por Internet podemos encontrar modificaciones muy básicas, usando trozos de desatascadores. Si queremos algo más profesional, tenéis un tutorial mucho más avanzado, que cubre desde la base óptica del efecto hasta la construcción de cuatro tipos distintos de objetivos descentrables caseros. Desgraciadamente, las fuentes originales están en inglés.

Kayaking on the Chicago River
Foto: Kayaking on the Chicago River, por Chad Kainz, usando una lente descentrable casera

El siguiente paso sería crear una lente completamente desde cero, usando elementos simples como anillos adaptadores, filtros, o cartulinas recortadas para crear las distintas aperturas. En este caso necesitaremos muchos más conocimientos de óptica, ya que habrá que hacer a mano los cálculos para saber exactamente qué tenemos que usar, y en qué orden, y tener en cuenta posibles problemas como las aberraciones cromáticas o el viñeteo. Hay un grupo de Flickr específico para estos temas (nuevamente, en inglés), con muchos ejemplos y tutoriales para empezar.

En general, hay que tener en cuenta que muchos de estos objetivos serán macro, y difícilmente enfocarán al infinito, ya que al añadir elementos entre la cámara y la lente, tendremos un efecto parecido al que dan los tubos de extensión. Si eso es precisamente lo que buscas, quizá prefieras recurrir al objetivo de un microscopio, acoplado a tu objetivo favorito.

...y, si todo esto te viene grande, siempre puedes coger una mirilla, algo de cinta aislante, y hacerte un ojo de pez.

Foto | mikkokam

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio