Compartir
Publicidad
Publicidad

Diez reglas para ser un buen aficionado a la lomografía

Diez reglas para ser un buen aficionado a la lomografía
Guardar
32 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La lomografía es una técnica fotográfica que crearon dos estudiantes rusos con la creación de una cámara llamada Lomo Kompakt Automat. Se trataba de una cámara muy rudimentaria pero que cumplía su función, hacer fotos.

Para todos aquellos que tengan una cámara Lomo, que se olviden de autofocus, fotos perfectamente nítidas o un bokeh brutal. Es todo lo contrario. De hecho, hay diez reglas que deberían tenerse muy en cuenta si queremos ser unos buenos lomógrafos.

  • Llévate tu cámara donde quiera que vayas. Con el uso de los smartphones hoy día, podemos sustituir nuestra cámara Lomo analógica por alguna aplicación que de el efecto Lomo a nuestras fotos. En Android podemos servirnos de Camera Zoom FX y en iPhone de Quad Camera.

  • Úsala cuando sea necesario, ya sea de día, de noche, cuando sea… el caso es capturar todo aquello que llama nuestra atención. La lomografía pretende ser (de alguna manera) un modo de fotografiar nuestro entorno a modo de diario.
  • La lomografía no debe ser un estorbo en tu vida, simplemente tienes que saber integrarla en ella. Esto quizás no sea tan sencillo de llevar a cabo como de decir, pero hay mucha gente que “involuntariamente” lo hace cuando sube fotos a Twitter desde sus móviles.

Foto | Carlos Sánchez Pimienta
  • Intenta disparar a la altura de las caderas. De este modo pasaremos mucho más desapercibidos, y las fotos adquirirán un ángulo especial que les dará un toque distinto.
  • Acércate tanto como puedas a lo que quieras fotografiar. Ya que las cámaras Lomo ni un móvil tiene zoom, tendremos que acercarnos todo lo posible a lo que queramos fotografiar. Con esto, nuestras fotos adquirirán mucha más personalidad y protagonismo.

Foto | Víctor Roblas
  • No te lo pienses dos veces, ¡simplemente dispara, sé espontáneo!

  • Además de no pensártelo dos veces, tienes que ser rápido. Aprovechando que aquí obviamos un buen encuadre o un enfoque selectivo, dispara tan rápido como puedas para no perder ese momento.

espontaneo.jpg

Foto | Hezur
  • No tienes por qué saber qué ha salido en la foto. Ahí está la gracia de la lomografía, que hasta que no revelemos nuestra película, no sabremos que hemos fotografiado. En un móvil perdería su encanto, pues la foto la veríamos instantáneamente.
  • Que sea lo que Dios quiera. No pasa nada si tu foto ha salido mal, o no ha salido todo lo definida que nos gustaría. El encanto de la lomografía es que (hablando mal y rápido) nuestras fotos pueden ser una mierda técnicamente y ser increíblemente buenas.

Foto | Víctor Roblas
  • No te preocupes por las reglas. Como bien hemos dicho más arriba, en la lomografía prima la espontaneidad y la naturalidad.

Esperamos que os sean útiles nuestros consejos y nos mostréis lo que habéis conseguido tras seguirlos. Como siempre, podéis mostrarnos vuestros resultados en los comentarios; ya sean fotos hechas con vuestro móvil o con vuestra cámara Lomo (que siempre es más romántico).

Vía | Lomography
Foto de cabecera | iPhone, HTC Magic

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos