Es legítimo fotografiar una actuación policial, según una reciente sentencia judicial

Síguenos

Yo Joako

El Juzgado de Instrucción número de 2 de Segovia ha dictado una reciente sentencia a favor de un fotógrafo concluyendo que: “es legítimo fotografiar una actuación policial” y aclara “siempre que no comprometa otros intereses”. Así, ha sido absuelta una joven que realizó unas fotos a la Guardia Civil después de una Marcha de Parados en el túnel de Guadarrama, en el pasado mes de julio.

Es una noticia que pone un poco de sentido común y ayuda a limpiar esa imagen de que los fotógrafos son delincuentes que últimamente tanto se había extendido por medidas de diferentes gobiernos y administraciones públicas, y más expresamente la que intentaba prohibía fotografiar a agentes de las fuerzas de seguridad trabajando. La sentencia es clara, puesto que ajusta a la ley y sirve de importante precedente para evitar posibles abusos en el futuro:

“En un espacio público pueden tomarse fotografías de las personas que se encuentran en tales lugares, con ciertas limitaciones como las que operan respecto de los menores de edad”.

El caso en cuestión absuelve a una joven que fue denunciada por un guardia civil que participaba en el operativo policial de control de esta Marcha, y que tras observar como la joven realizaba fotografías, le requirió la cámara para visionar las imágenes y borrar las comprometedoras. La joven, amparándose en su derecho, se negó a ello de forma reiterada y de ahí la denuncia que ahora queda resuelta, como informa El Diario.

La denuncia se llevó a cabo por resistencia o desobediencia frente al cumplimiento de una orden. Pero el juez del Juzgado de Segovia aclara en su sentencia cuál debe de ser el papel del agente:

“En un estado democrático de derecho no toda orden emanada de un agente de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE) debe ser acatada ciegamente en pro del principio de Seguridad. […] No consta que exista ninguna norma general que impida grabar imágenes de una actuación de los agentes salvo las ‘limitaciones impuestas’ por la protección de la intimidad de cualquier ciudadano”.

Y el letrado concluyó:

La actuación de la chica es “admirable y digna de proteger e incluso de promover, animando a todos los ciudadanos a convertirse en informadores de los demás usando sus cámaras o sus teléfonos móviles”.

Esperemos que esta sentencia no caiga en el olvido y se tenga en cuenta en futuras ocasiones. Sobre todo para evitar casos de censura camuflados de desobediencia.

Fuente | El Diario
Foto | Yo Joako

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios