Sigue a Xataka Foto

seq_lytro_group_front-1.jpg

Y parece ser que al fin la tenemos entre nosotros. Después de muchos meses en que las filtraciones, pruebas, e incluso una sesión fotográfica de moda fueron todas las “pistas” que el equipo de Lytro nos dió, por fin aparece la cámara a la que jamás le importó enfocar al disparar. El nombre elegido por Lytro ha sido: Light Field Camera.

Como bien os comentamos, la tecnología que Lytro ha implantado se basa en las llamadas cámaras plenópticas, en la que un conjunto de microlentes, muy cercanas al sensor, reparten la luz para hacerle llegar al mismo las desviaciones lumínicas desde todas las zonas posibles. Lógicamente, para que esto se pueda producir, la lente debe tener una apertura constante, al igual que ser una apertura bastante grande para que el uso del desenfoque sea más patente. Claramente, si unimos la poca profundidad de campo producida por esas aperturas a un sensor pequeño conseguiremos que los desenfoques sean algo menos acusados que en un sensor de mayor tamaño. Esto es bueno, ya que conseguimos que no sea una cámara exclusiva para un sector muy pequeño de público (pero que veremos después por qué sí lo será). La apertura de la lente (externa) se mantiene fija a f/2y se conjuga con un zoom de 8X (aún sin tener conocimiento de su distancia focal).


lytro1.JPG

Como podéis observar en las imágenes, es una cámara con un diseño muy parecido al de un catalejo pero de esquinas cuadradas. Su tamaño es bastante pequeño, y en la parte posterior se encuentra la pantalla LCD (de la que aún no disponemos de datos sobre su calidad). La cámara dispone única y exclusivamente de dos botones (ON/OFF y disparo)y de una ranura de puerto mini USB. Vamos que, como se puede apreciar, tiene pinta de ser una cámara muy manejable y portable, aunque con pocas posibilidades de control sobre las fotografías a realizar.

En lo que si que parece que han querido mostrar su adelanto es en la posibilidad de “editar” el enfoque desde la propia cámara (y por supuesto también desde el ordenador). Al igual, han querido unir el diseño con la selección al disponer de un modelo en tres colores diferentes de los cuales cada color representa un almacenamiento. Así por ejemplo, el color rojo (Red Hot) tiene 16GB de memoria, mientras que el azul celeste (Electric Blue) y el negro (Graphite) disponen de 8GB. Los precios los encontramos desde 499$ la de 16GB y 399$ los módelos de 8GB.

Lytro: una idea revolucionaria

lifestyle_electricblue_threemodels.jpg

Por último, mencionaros que su integración con Facebook y Twitter también es un hecho, con lo cual está bastante claro el principio de la estrategia de Lytro en el mercado fotográfico. Calidad no excepcional, integración con redes sociales y pocas (o nulas) opciones manuales... adivina adivinanza… ¿Será esto sólo el principio de lo que se pretende conseguir? Desde luego con esta idea tan revolucionaria, (si sólo se basan en esto) estarán desaprovechando una tecnología muy importante reduciéndola sólo a un mercado

Por si no recordáis de que trata esta tecnología, os invito a que echéis un vistazo a las imágenes de muestra que os presentamos en el primero de los artículos (La nueva tecnología que podría revolucionar la fotografía… enfocar después de la toma); al igual que emplazarlos a la página web de Lytro para que veáis un poco más sobre esta tecnología.

Sitio Web | Lytro

En Xatakafoto | La nueva tecnología que podría revolucionar la fotografía… enfocar después de la toma | Lytro y su enfoque después de la toma, se ponen de “moda”

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

20 comentarios