Sigue a Xataka Foto

cabecera4.jpg

Según nos contaban en FayerWayer y en el diario La Vanguardia, EEUU podría aprobar una Ley ‘Anti-Photoshop’, en un futuro no muy lejano. Estados Unidos la “tierra de las oportunidades”, en la teoría, ha dejado de serlo para los chicos de Adobe. Cierto es que lejos de resultar naturales, mucha fotografía publicitaria aboga por retratos retocados con la herramienta por excelencia: Photoshop.

Que conste que lo que pretenden (en teoría o eso dicen y bajo la denominación de Ley de Autoestima) es regular el retoque digital de los modelos, actores y actrices en las revistas y en los anuncios. La idea no me parece mal y es algo sobre lo que siempre hemos estado a favor aquí en Xataka Foto, en cuanto a que las fotografías de prensa no deberían estar retocadas. Otra cosa, como ya conocemos, es cómo lo hagan. Muchas veces en EEUU algunas leyes terminan siendo un despropósito totalmente irracional.

Es que conseguir pieles de porcelana mediante retoque digital y decir que se está vendiendo una crema de belleza siendo portadas de revista y que te deja la piel así, como el ejemplo más típico, pues tiene un nombre. Pero es que luego todos somos cómplices de ello, al menos subliminalmente. Me ocurre muchas veces. Me lo dice mucha gente: “bah, no te preocupes, tira la foto que ya me arreglas esto y lo otro en Photoshop”. Es complejo.
julia_roberts_photohop-650x350.jpg
Es algo que evidentemente, sé hacer, pero que no me gusta. No, al menos sin un motivo claro. Cada uno, somos como somos. Y una cosa es pasar la foto a Blanco y Negro, hacer un proceso cruzado o cualquier otro efecto y otra totalmente distinta es “corregir y clonar” narices, cuellos, barbillas, arrugas, ojeras y orejas, cejas, barbas y bigotes finalizando por los ojos y bocas. Al menos en medios de prensa y similares. Por no hablar de hacerte más gordo o más flaco, más débil o más atlético. En fin, que a nivel artístico que cada uno haga lo que quiera, pues para eso el arte es arte y no debe tener dichas “limitaciones” que la prensa cuyo objeto primero y primordial es la información veraz debe estar limitado por este principio.

Se trata de una iniciativa promovida por una pareja que cree que sus hijos deben “crecer libres de la superficialidad y de la imagen corporal de la perfección”, que causa problemas psicológicos y físicos en el desarrollo y crecimiento de los adolescentes. Y hasta ahí tienen cierta razón: Hay personas que pueden verse afectadas ante la belleza perfecta que muestran los medios y la realidad que muestra el espejo, por ejemplo.

La pareja apoya sus argumentos con cifras: El 80% de las mujeres se siente insegura con su imagen por culpa de la perfección de las estrellas y las modelos; mientras que el 71% de niñas siente que su aspecto “no está a la altura”, sufriendo baja autoestima, según un estudio realizado por la fundación estadounidense Dove Self-Esteem (Acto de Autoestima).

Ponen como ejemplo la polémica que causó la imagen hiperretocada de Julia Roberts en una campaña de Lancôme que acompaña esta nota: Tras las múltiples denuncias recibidas por el abuso del Photoshop y la sensación de irrealidad del rostro de la actriz, se retiraron las fotografías en Reino Unido.

(FayerWayer)

Evidentemente estoy a favor de regular que no de censurar, pero tiene miga el tema. Soy un firme defensor del retoque como recurso creativo como ya sabréis, pero no estoy a favor de que un actor/actriz aparezca veinte años más joven gracias a photoshop. En estas cosas como en otros campos hay que ir con cuidado pues en muchas ocasiones el retoque digital también sirve para lograr determinados efectos que permiten la denuncia de determinadas cosas sin tener que recrearlas en la realidad. En definitiva, no tenéis más que retocar, quiero decir, recordar algunos de los últimos retoques famosos con la foto de Obama en la “situation room” esperando le confirmasen la noticia de que habían encontrado a Bin Laden, además que se creen que a estas alturas nos van a engañar, pues is todavía lo piensan que se lean nuestro artículo sobre “exceso de retoque y otras grandes pilladas” de nuestro compañero Santiago Díaz.

Os dejo con una última pregunta: ¿Deberían advertir las publicaciones cuándo usan Photoshop para retocar el rostro de una persona o cuando se hayan añadido elementos ajenos a la fotografía original?

En Trendencias Belleza | Dos anuncios de Lancome y Maybelline son retirados en Reino Unido

Via | FayerWayer
Via | Diario La Vanguardia

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

27 comentarios