Síguenos

Erwin Olaff

Las formas que un fotógrafo tiene a día de hoy para mostrar su trabajo y darse a conocer han cambiado notablemente desde hace unos años, de eso no hay ninguna duda. Muchos de nosotros, ya sabemos que, una página web es un buen método para poder mostrar tu trabajo, al igual que dar una buena impresión de cara a nuestros futuros clientes (y a los actuales).

Hasta aquí es obvio que no he descubierto nada, pero aún así quería daros algunos consejos, y/o aspectos, que hacen de una página web realmente útil para un fotógrafo; ya que existen muchos errores capaces de llevar esa buena impresión a lo justamente contrario, y por tanto poder llegar a hacer inútil su creación.

La sencillez por encima de lo único

Hoy en día muchas personas se preocupan por querer tener un estilo de página que no tenga nadie, que sea única y que consiga desmarcarse del resto. No hay duda que es un elemento muy a tener en cuenta, pero un poco por encima de eso es que nuestra web sea sencilla e intuitiva. Recordar que, lo más importante son nuestras imágenes, y si hacemos que el diseño sobresalga por encima de nuestro trabajo tened por seguro que no estamos consiguiendo nuestra finalidad.

Paco Peregrín Sencillez y elegancia en la web de Paco Peregrín

Probablemente en este último punto alguno difiera de mi contestando: “Si consigo hacerla llamativa, la gente se acordará”. No hay duda que sí puede llevar razón pero, ¿qué somos, diseñadores web o fotógrafos?¿Vendemos nuestra web o lo que hay dentro?. Así que mucho cuidado con elegir diseños demasiados llamativos sin que sean sencillos y efectivos.

Un diseño, sencillo y efectivo y por supuesto intentando que refleje nuestro estilo fotográfico, o nuestro estilo personal. Si podemos, debemos evitar usar Flash en las páginas, al igual que debemos tener en cuenta que su diseño este optimizado para dispositivos móviles (tables y smartphones); ya que hoy en día se produce un gran tráfico a través de estos gadgets.

Hay varias formas de conseguir un diseño para una web, desde plantillas generadas por terceros en Wordpress, Joomla… hasta diseños que podéis realizarlos con software como Dreamweaver, Microsoft FrontPage… al igual, y sin ninguna duda, que encargándosela a un diseñador web.

Velocidad

Este punto no es para nada exclusivo de una web fotográfica, sino de casi cualquier web. Bien es sabido que, en un mundo en el que se consumen tantas imágenes al segundo, la gente odia tener que esperar por ver (salvo casos excepcionales), por lo que la velocidad de carga de nuestra web debe ser un factor muy importante. En varios estudios realizados en Internet se ha sabido que, cuando una web (o link) tarda más de 15 segundos en cargar, en un altísimo porcentaje, las personas abandonan dicha web.

Es por eso que este punto puede ir unido al primero antes expuesto. Debemos tener en cuenta que, cuantos más plugins y demás “extras” le añadamos es posible que los mismos ayuden a ralentizar su carga (esto no tiene porque ser así siempre, pero si en muchas ocasiones). Así que recordad, sencillo, funcional y rápido.

Elegir bien los contenidos y su organización

Este es un punto en el que muchos fotógrafos amateurs suelen fallar, y es que cuando un fotógrafo está comenzando realiza una cantidad ingente de fotografías que, por determinadas situaciones iniciales, no están ni entre un estilo ni otro. El ejemplo más claro es la confusión reinante entre Moda y Retrato. Muchos fotógrafos incluyen fotografías de Retrato en Moda sin pararse a pensar muchas veces los motivos; y es que hay que recordar que la definición de fotografía de Moda está muy lejos de hacer fotos a una chica o chico que vayan bien vestidos (entre otros casos).

Mario Sierra Contenidos de la web de Mario Sierra

Esta confusión muchas veces se traduce en la implantación de gran cantidad de apartados, o lo que es lo mismo, poner en la web los 15 estilos fotográficos que realizas. Debo decir que esa organización es un error, y es que una web está realizada para dejar patente que tus fotografías son diferentes a las del resto, por tanto no quieres que la gente piense que eres uno más; asi que es importante Acotar y elegir lo que mejor te represente. Una web no se realiza para mostrar todo tu trabajo fotográfico, sino para mostrar de una manera sencilla algo que te identifique, que sea tu “firma”.

Amador Toril Organización de la web de Amador Toril

En definitiva, una web de un fotógrafo profesional no debería llevar nunca más de 5 apartados o estilos fotográficos, pues aparte de la imagen que damos al espectador, también influye la forma en la que presentamos al espectador la manera de acceder a nuestro contenido.

Tamaño de las fotografías

Hace no demasiado tiempo se puso de moda en la red subir las fotografías a un tamaño muy reducido (todo ello por el miedo a que alguien la pudiera copiar y/o “robarla”). Hoy en día los tamaños muy reducidos dan mala impresión, y mucha gente lo puede asociar a una baja calidad del material, el cual está intentando ser escondido con la baja resolución. Es por ello que, a día de hoy, tamaños de menos de 800 pixeles no gustan a las personas que visitan las webs fotográficas; ya que sienten que no pueden valorar bien el trabajo que están visionando.

Dave Hill Fotografía de la web de Dave Hill a tamaño razonable

Añadir galerías y no slides

Cuando estamos realizando nuestra propia web, muchas veces no solemos ponernos en el lado del espectador; y suele ser un error muy grave que genera grandes problemas. Los slides son muy bonitos estéticamente, pero a menos que conozcamos muy bien lo que vamos o queremos ver, nadie salvo tú se tragará las 10 fotografías que hay en un slide.

La gente quiere elegir, no que elijan por ellos (recuerda lo del cliente siempre lleva la razón, aunque no la lleve), y la imposibilidad de que ellos puedan visionar de un plumazo todo para luego elegir lo que quieren ver más en profundidad es algo que siempre debes tener en cuenta.

En resumen, salvo que sea para casos muy específicos, debéis intentar evitar este tipo de plugins en vuestras webs salvo en la portada; que a mi manera de ver puede dar una buena imagen de la página (siempre y cuando no pongáis más de 4 fotografías).

Jasper Doest Galería de imágenes en miniatura de la web de Jasper Doest

Información adicional

Mucho cuidado con este punto, y es que muchas personas tienen muchos títulos o miles de certámenes en los que han participado o expuesto, pero hay que saber que gran parte de esa información sólo te interesa a ti, o en algún caso a una persona que expresamente lo quiera saber. Así que mi consejo es que tengáis un apartado en el que habléis un poco de vosotros, pero sin copiar punto por punto todos vuestros logros y/o estudios.

Xanti Rodriguez Apartado “About” de la web de Xanti Rodriguez

La gente que viene a ver una página de un fotógrafo suele ir a ver fotografías, y esta es una de las grandes diferencias que hay con otros tipos de profesionales no dedicados al arte o al mundo audiovisual, en el que el curriculum si es altamente importante.

En fin, una buena estrategia es subir vuestro C.V al servidor y tener un link de descarga por si alguien considera oportuno descargarlo.

¿Podemos usar nuestra web para vender nuestras fotos?

Obviamente es una respuesta más que lógica, y es que hoy en día nuestra web puede ser más que un portfolio. En ella siempre podemos añadir la posibilidad de usarla para la venta de nuestra galería (al más estilo microstock). De hecho, hoy día, si eres un fotógrafo que realiza fotografías con posibilidades de venta es una muy buena opción explorar esta forma de mercado.

En el caso de que quieras realizarlo debes tener en cuenta que la venta directa mediante descarga, y no mediante envíos de material físico como DVD’s o USB’s, es la mejor valorado por los usuarios, siendo así como trabajan los servicios de microstock, que ya mencione anteriormente.

Pensando en los motores de busqueda

Este es un punto que me gusta nombrarlo, a pesar de que considero que sólo es importante en determinados momentos.

Nosotros, los fotógrafos, solemos vender fotos y no palabras, y es por eso que posicionarnos mediante estas últimas es más complicado que para otros muchos profesionales. Algunas veces posicionar nuestro nombre como fotógrafos suele ser más efectivo mediante la paga de dinero para dicho posicionamiento en los buscadores que de otras formas.

Posiblemente, muchos no queráis pagar por ello, y es por lo que el uso y/o creación de un blog, en donde podamos escribir sobre fotografía o nuestro trabajo, al igual que mantiéndolo al día nos pueda ayudar en nuestro posicionamiento. Esto, unido a la generación de links en otras páginas, puede dar un buen comienzo a una buena “colocación” de nuestro nombre y página en la red.

Tereza Vlckova Texto sobre el proyecto que ayuda en su posicionamiento en la web de Tereza Vlckova

Obviamente yo no soy experto en estos temas, pero si es cierto que para comenzar os será de mucha ayuda. En caso de que queráis saber más, siempre podéis acudir a algún profesional encargado de ello; de hecho muchos diseñadores web ya están muy metidos en este tema, por lo que si vais a pedir ayuda para crearos vuestra web, es una buena forma de aprovechar y no tener que buscar a otra persona que os aconseje. (Se que muchos de los lectores estáis muy familiarizados con estos temas por ser, en muchos casos, parte de vuestra profesión, por lo que perdonadme si hay cosas que me dejo en el tintero).

Integración con redes sociales

Aunque es posible que hablemos de ellas más adelante es obvio que, tener conectada tus página web con tus redes sociales es indispensable; aunque con las redes sociales pasa exactamente lo mismo que con la web, es importante seguir ciertas pautas para que no se pueda convertir en un arma de doble filo.

Xpression Forma curiosa de integración de redes sociales en la web de Xpression

En resumen

Una web es muy necesaria, pero siempre y cuando sepamos como realizarla; ya que puede ser igual de beneficiosa como dañina sino sabemos tratarla. Por ello, debemos tener en cuenta que la sencillez y su funcionalidad es el punto más importante, pero intentando no renunciar del todo al estilo propio que nos identifique.

Nuestro trabajo debe verse bien y siempre sabiéndolo seleccionar, como elegirlo y organizarlo bien para dar una buen impresión y no marear al visitante; y por supuesto intentar tenerla actualizada, junto a saber promocionarla teniendo en cuenta lo que escribimos para intentar tenerla lo mejor posicionada en la red.

Hay muchos más puntos que se pueden tratar, pero creo que aquí van varios de los que yo considero importantes y útiles.

Web de portada | Erwin Olaf

En Xataka Foto | Cinco motivos para crear nuestro blog fotográfico

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

14 comentarios