Compartir
Publicidad

Especial Regalos Navidad 2011: Cámaras Bridge

Especial Regalos Navidad 2011: Cámaras Bridge
Guardar
22 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aquí tenéis otra entrega del Especial Regalos Navidad 2011, esta vez dedicado al mundo de las cámaras bridge, ésas que estaban a medio camino entre las compactas y las DSLR. Digo “estaban” porque ya va siendo hora de que hagamos un alto en el camino para recolocar los productos del complejo panorama fotográfico actual. Por un lado tenemos las cámaras de los smartphones recortando la distancia con las compactas, la ya imparable revolución mirrorless y hasta las SLT de Sony, una escisión de las DSLR. Así, que… ¿necesitas una bridge?

Una cámara bridge no es ni más ni menos que una compacta vitaminada en la que el cuerpo es un guiño a las réflex, suelen contar con completos controles manuales, modo RAW en algunos modelos y, lo más importante, cuentan con un zoom óptico que muchas compactas tradicionales no alcanzarían ni digitalmente. El rango de precios se sitúa entre los 250 y 400 euros aunque ésto, ya sabéis, varía con facilidad y depende de muchos factores.

Obviamente no vamos a comentar todos los modelos disponibles, comentaremos cinco modelos de cinco de las principales firmas del sector y que se mueven en esa horquilla de precios que comenté antes. No obstante me gustaría recordaros los recientes anuncios de BenQ y Fujifilm, con sendas bridge; la BenQ GH700 debería poder estar disponible durante estos días y para la Fujifilm X-S1 habrá que esperar hasta la primavera de 2012.

Olympus SP-810UZ

olyBridge

Aunque últimamente Olympus es noticia por sus escándalos siempre ha sido una de las grandes animadoras del mundillo fotográfico y eso atañe también a la familia bridge, que ha alimentado con diferentes modelos estos años. La SP-810UZ cuenta un diseño muy elegante y disponible en dos colores (negra y plateada).

El pequeño sensor CCD ofrece imágenes de 14 megapixels y el rango focal del objetivo (estabilizado para fotografía) es de 4,3 – 154,8 mm (encuadre equivalente a 24 – 864 mm) o lo que es lo mismo, un zoom óptico de 36 aumentos, ¡casi nada! Cuenta con una pantalla trasera de 3 pulgadas y una resolución de 230.000 puntos que se me antojan escasos.

Entre los puntos negativos hay que decir que no cuenta con ningún tipo de visor, ni modos manuales, ni RAW y la grabación de vídeo es solo HD 720p. En definitiva, es la más básica de la lista y eso se nota en su precio, que ronda los 230 €.

Sony Cyber-shot DSC-HX100V

SonyBridge

Ésta es la prueba de que en Sony hay vida más allá de las NEX y las SLT. Con una estética muy réflex y un sensor CMOS de 1/2.3” (la norma en estas cámaras) nos encontramos con nada más y nada menos que 16 megapixels de resolución y una óptica estabilizada 4,8-144 mm (equivalente 27-810 mm), un zoom óptico de 30 aumentos, algo menor que el de la Olympus pero igualmente impresionante.

En este caso tampoco tenemos la opción del RAW pero por el contrario sí contamos con visor electrónico, con modos manuales, con GPS integrado y con grabación FullHD a 50p además de las opciones conocidas por los usuarios de Sony como los barridos 2D y 3D para dispositivos compatibles, una interesante ráfaga de 10 fps y una pantalla trasera abatible de 3 pulgadas y 921.000 puntos de resolución. Una gran opción con un precio igual de grande, rondando los 400€.

Nikon Coolpix P500

nikonbridge

Una cámara muy interesante, con un diseño cercano al de las DSLR incluyendo, por ejemplo, uno de los dos diales de ajustes que tienen las réflex de Nikon. Como en la Sony esta cámara monta un sensor CMOS de 1/2.3” que rinde 12 megapixels y como en la Olympus, el zoom óptico es de 36 aumentos.

La óptica de esta cámara cuenta con un rango focal 4-144 mm (equivalente 22,5-810 mm) y estabilización. Desgraciadamente tampoco podemos disparar en RAW con esta Nikon aunque sí hacerlo en los modos manuales y habituales en las DSLR.

La ráfaga, de 8 fps a máxima resolución y la grabación FullHD son otras de las bazas de esta cámara a la que pone el broche una espléndida pantalla trasera, abatible, de 3 pulgadas y 921.000 puntos de resolución. Será tuya por unos 300€.

Panasonic Lumix DMC-FZ150

LumixBridge

De las cinco cámaras incluidas en la comparativa, para mi gusto, ésta es la más bonita de todas, manteniendo el habitual aspecto réflex de las cámaras bridge en un cuerpo más liviano y compacto. Es, además, la más sensata de las presentadas hasta ahora en la resolución que ofrece pues, los 12 megapixels son más que suficientes para estos sensores tan pequeños, que sufren lo indecible cuando falta la luz.

La óptica (también estabilizada) tiene un rango focal de 4,5 – 108 mm (25 – 600 mm) con lo que el zoom óptico presenta un valor más modesto que sus rivales, 24 aumentos concretamente. Tenemos en esta cámara la primera de las cinco con la que podremos disparar en RAW, aprovechar los modos manuales y grabar vídeo FullHD.

Como en las dos últimas, esta Lumix tiene visor electrónico, una ráfaga que alcanza los 12 fps a máxima resolución y una espléndida pantalla de 3 pulgadas en cuanto a su movilidad, no así en cuanto a su resolución que aun siendo mejor que la de la Olympus no alcanza los 921.000 puntos, quedándose en 460.000 puntos. Con un precio que no llega a los 400 euros es sin duda una de las mejores opciones.

Canon PowerShot SX40 HS

CanonBridge

Como en la anterior Panasonic, esta Canon PowerShot SX40 HS opta por unos contenidos 12 megapixels de resolución para un diminuto sensor CMOS de 1/2.3 pulgadas. La óptica elegida en esta ocasión cubre una focal de 4,3 – 150,5 mm (equivalente a 24 – 840 mm) con lo que el zoom óptico se queda en 35 aumentos, casi a la altura de los modelos de Olympus y Nikon.

Por lo demás, nos encontramos con otro modelo cargado de opciones y buenas intenciones como los modos manuales, visor electrónico, ráfagas generosas (10 fps) o el vídeo FullHD a 24 fps pero por contra volvemos a tropezar con la ausencia de RAW. Con la pantalla trasera pasa como con el modelo de Panasonic, su movilidad es muy buena pero falla tanto en el tamaño, 2.7 pulgada, como en la resolución con unos pobres 230.000 puntos. La tenéis en las tiendas por unos 400 euros.

Llegados a este punto echamos el cierre a nuestro pequeño repaso por el panorama de las cámaras bridge. Si no os atrevéis con una DSLR o una mirrorless pero tampoco queréis dejar de poder usar grandes distancias focales con cierta calidad, no lo dudéis, una cámara bridge es lo que necesitáis.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio