Sigue a Xataka Foto

Instalación Beat Streuli

Haciendo hincapié en la importancia de una cultura visual, entre otras cosas alimentada como ya vimos por la visita a museos y galerías, hoy quiero presentar a uno de esos fotógrafos cuyo trabajo se engradece y tiene razón de ser en una sala de exposiciones. Hablamos de Beat Streuli.

Cuando nuestro ojo como espectador está acostumbrado a ver fotografías perfectamente enmarcadas y colgadas en las paredes de una exposición, un cierto interés por el cambio de visualizar aquello aparece al asistir a una exhibición de este autor suizo. Fotógrafo y videoartista de calado internacional, cuyo trabajo puede verse permanentemente tanto en aeropuertos como en espacios abiertos de todo el mundo, nos transporta hacia una nueva forma de experimentación fotográfica.

Podemos hacernos una idea con la imágen que encabeza este artículo. Se trata de la instalación “Bondy Beach”. En ella, una sola sala dedicada a la proyección de diapositivas cubriendo todas las paredes del espacio. El tema recurrente en su obra son las personas, esta vez en la playa, que aparecen y desaparecen gracias a un baile sincronizado de proyectores.

Asistimos a una exposición de fotografías pero las vivimos de otra manera, lo que al final se convierte en una experiencia más intensa. Sólos en esa habitación, empequeñecidos por los personajes fotografiados a gran tamaño, nuestra sensación como espectador se intensifica.

Pensad por unos segundos en esas fotografías, enmarcadas y dispuestas de la manera habitual en ese mismo espacio. Probablemente no nos llamarían la atención del mismo modo. Podríamos salir de la sala pensando que habíamos asistido a una muestra de instantáneas playeras sin más. Aquí es donde nos damos cuenta y reflexionamos sobre la importancia que tiene romper las normas, abrirnos los ojos hacia nuevas maneras de experimentar una exposición convirtiendo algo rutinario en algo inolvidable.

Recomiendo encarecidamente una visita a su web personal, sobre todo para la visualización de vídeos. Su leitmotiv siempre es el mismo, fotografía callejera, sólo que para no oxidarse, busca la manera de sorprender ofreciendo nuevas experiencias para quien las contempla y sabe vivirlas.

Foto | Cedida por Beat Streuli

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario